Invitan a Bernucci a realizar “debates sobre temas de ciudad”

Por: Isabel Charlin Fotografía: V. Orellana / M. Ulloa 09:20 PM 2016-05-06

Los tres aspirantes del oficialismo coincidieron en que “la calidad de vida se ha deteriorado en la comuna”

Bernucci legitimó la idea, aunque es partidario de zanjar un programa común con la Nueva Mayoría

Pese a la incerteza respecto de la realización de primarias legales en la comuna de Chillán -el Tricel decidirá si da o no luz verde a la Nueva Mayoría para inscribir sus candidatos el próximo martes, y los pronósticos no son muy alentadores-, los precandidatos a alcalde por Chillán se mantienen en actividad y abogando por una resolución participativa de la carta única del conglomerado.

En esta línea, Claudio Martínez (PS) y Carlos Arzola (DC) sostuvieron una reunión en la que manifestaron la necesidad de que el candidato único del oficialismo en Chillán sea elegido democráticamente, pese a los “desaguisados” de la dirigencia nacional.

A la vez, los aspirantes a la alcaldía invitaron al precandidato radical, Aldo Bernucci, a participar de una serie de debates para construir la futura comuna de Chillán.

“Hemos sostenido una reunión en nuestra condición de aspirantes a la alcaldía de Chillán, para intercambiar puntos de vista sobre los temas que le competen a Chillán como ciudad, y en el contexto de la crisis producida por la fallida inscripción de las primarias legales. Las propuestas sobre la ciudad, en este escenario, lamentablemente han quedado relegadas a un segundo plano. Por lo mismo, manifestamos particular preocupación por la información recién conocida, que da cuenta de la brusca caída de Chillán en los indicadores de calidad de vida. Algunos de ellos, como los problemas de conectividad y congestión, son parte de las preocupaciones más urgentes para la ciudadanía”, sostuvo Martínez por medio de un comunicado conjunto con Arzola.

Éste continúa: “Chillán está perdiendo los atributos de una ciudad moderna, adquiriendo problemas de las megas ciudades.  Esto da cuenta de una deficiente gestión local en los últimos  años, período en el cual se incuban los problemas que hoy nos aquejan. De ahí la necesidad de la renovación de liderazgos e ideas para poder contribuir a revertir la curva negativa que tiene Chillán en su desarrollo como ciudad”. 

Consecuente con ello, manifestaron ambos candidatos, “creemos que precisamente en estos indicadores está el gran desafío que enfrenta la ciudad en el futuro, y que dice directa relación con las competencias y capacidades de quien dirija por los próximos cuatro años los destinos de Chillán.  Es por lo anterior que estimamos que en un proceso democrático y trasparente de elección de autoridades, son los ciudadanos los que finalmente deciden quién reúne las mejores condiciones para liderar la ciudad”. 

En este escenario, Martínez y Arzola se comprometieron a iniciar un proceso de debates sobre los temas de Chillán, en distintos barrios y sectores de la ciudad, “a fin de aportar a los chillanejos nuestra visión de ciudad, y cuáles son nuestros proyectos para resolver los problemas que les aquejan”. 

Ambos recalcaron que “en las actuales circunstancias, debemos  actuar con la máxima transparencia, vocación de servicio público, abriendo un canal de diálogo y colaboración con todas las fuerzas políticas que ven en la actual administración municipal a los responsables de la consolidación del deterioro de nuestra comuna, tal cual lo refleja el estudio de calidad de vida que conocimos los últimos días”. 

Respuesta de Bernucci
Al respecto, Aldo Bernucci señaló que “es súper legítimo que todos los candidatos desarrollen sus ideas de cara a la comunidad, nosotros también hemos venido trabajando arduamente al respecto. No obstante, creemos que antes de desarrollar ideas completas para el programa, debemos zanjar éste en conjunto con la Nueva Mayoría, con todos sus partidos, ya que el programa debe ser desde la Nueva Mayoría con un candidato único, y no desde un candidato con la Nueva Mayoría”.

El ex alcalde recalcó que ha estado recogiendo ideas en los barrios y en las juntas de vecinos, “para mejorar la calidad de vida de la gente, que se ha deteriorado de manera abismante en los últimos años en Chillán”.

Comentarios