Obispo de Rancagua hace mea culpa

Por: Agencias Fotografía: Agencia Uno 09:20 PM 2018-05-20

El arzobispado de  Rancagua, denunció ante la Fiscalía al sacerdote Luis Rubio, acusado de conducta sexual inapropiada por una feligresa en un reportaje televisivo, en un nuevo escándalo que podría involucrar a más religiosos.

Elisa Fernández, una feligresa de la parroquia de la localidad de Paredones (unos 250 kms. al sur de Santiago) denunció al párroco Luis Rubio, de 54 años, por haberle enviado en septiembre de 2017 fotografías en las que aparece desnudo, según reveló en un reportaje emitido el viernes por la noche en el noticiero de Canal 13.

La mujer afirmó haber denunciado el hecho ante el arzobispo Alejandro Goic en 2017, antes de la visita del Papa Francisco a Chile, pero éste nunca comenzó una investigación.

“Quiero pedir perdón por mi actuar en este caso. Reconozco que le di acogida a esta joven que aparece en el reportaje y que actué eventualmente sin la agilidad adecuada”, se disculpó Goic.

Frente a esta situación, el sacerdote fue suspendido temporalmente de sus funciones, como medida cautelar mientras se indaguen y entreguen al Vaticano los antecedentes de este caso, explicó Goic, uno de los 34 obispos chilenos que viajaron a reunirse con el Papa Francisco esta semana en medio de un escándalo por encubrimiento de abusos sexuales de curas.

En el reportaje, Fernández explicó que participó en su parroquia durante 14 años como coordinadora de la Pastoral Juvenil, donde descubrió que Rubio y otros 17 sacerdotes integraban un grupo que habría incurrido en conductas impropias y en el que hablaban sobre sus preferencias sexuales.

Comentarios