Alerta Roja para Ñublense y su rendimiento de local

Por: Sergio Bustos Fotografía: La Discusión 2018-04-17

8 goles a favor exhibe el plantel chillanejo. No obstante ha recibido siete tantos en contra. 

El ascenso como prioridad para Ñublense en el Campeonato Loto 2018 comienza a tener una amenaza que tiene a su principal fantasma la falta de gol y el deficiente rendimiento exhibido en el Nelson Oyarzún Arenas. 

Las estadísticas son claras y no revisten mayores análisis. El cuadro chillanejo solo ha cosechado dos triunfos de local, en el debut ante Valdivia; y en la octava fecha ante Wanderers. Ambas victorias por la cuenta mínina, ajustadas y sin macizas actuaciones de los delanteros. 

El partido del domingo último ante Melipilla, encendió las alarmas. Literalmente Ñublense está en alerta roja si se considera el exiguo puntaje obtenido en casa, proyectando la meta final que es ascender a Primera División. 

En total, son seis los puntos que el Rojo ha dejado escapar ante escuadras abordables, y que pueden ser un abono a extrañar si el resto de los equipos que le pisan los talones, logran despegar: Valdivia, Cobreloa o Magallanes. 

Los bajos rendimientos individuales y la escasa reacción desde la banca, preocupan a la hinchada. Lentitud es otro de los conceptos que se repiten al observar la actual campaña.

 Hay autocrítica. Así lo reflejan las declaraciones vertidas al finalizar el compromiso ante los melipillanos que concluyó 1-1. 

“Independiente de la forma de jugar, no estuvimos claros. En algunos sectores anduvimos muy bajos. Eso ayuda al equipo rival (...) si no estamos claros para pasar las líneas defensivas y nos equivocamos mucho, solo beneficia al equipo que se viene a defender. Me hago responsable del rendimiento de los jugadores. Hoy fue un equipo muy apagado”, afirmó el técnico Emiliano Astorga. “(...) así como perdemos puntos de local, podemos obtener puntos como visita, tal como ha ocurrido antes. Creo que no fuimos tan claros y un poco lentos. Comenzamos a acelerar y obtuvimos el gol”, argumentó Marco Prieto, delantero paraguayo que optó por no dramatizar el empate, afirmando que solo al término del campeonato “se verá si fueron puntos pérdidos”. 

Lo concreto es que Ñublense tiene una deuda con su localía. 

Al último empate ante Melipilla, se suman los resultados 1-1 ante Deportes La Serena y Unión San Felipe, en la tercera y sexta fecha, respectivamente. 

Para enmendar el rumbo en los pastos locales quedan juegos de alto voltaje ante Coquimbo Unido (10 puntos)  este fin de semana; y luego ante Cobreloa y Magallanes, dos rivales que por ahora miran a Ñublense desde abajo, pero buscarán precisamente en Chillán, darle caza. 

Por ahora, el plantel confía en revertir la situación y consolidarse en la parte alta de la tabla. Eso sí, asegurar puntos de local, es clave y vital para sus pretensiones. 

 

Comentarios