Rocío Amor: "Mis referentes son Pablo Picasso y Frida Kahlo"

Por: Carolina Marcos Fotografía: La Discusión 09:05 PM 2018-04-03

Nació hace 32 años y sus padres, Amalia y Carlos, bautizaron a la menor de sus hijas como Rocío Amor, pensando en que la niña llegaría lejos en lo que se propusiera. Y no se equivocaron. Rocío, hoy destacada artista visual chillaneja, expone su obra por estos días en la Gobernación Provincial, mostrando parte de su vasta obra en pastel graso, técnica aprendida en los taller de Carmen Contreras y su proyecto denominado “El arte crea por un mundo mejor”, ejecutado en la Escuela Artística Claudio Arrau.

Rocío llegó ahí desde la Escuela España a los 17 años. En ese lugar la recibió Carmen Gloria, quien estaba comenzando en 2003 un interesante proyecto de inclusión ligado a la pintura. Rocío se unió al grupo convirtiéndose para su docente en todo un desafío. Rocío quería pintar y Carmen le entregó las herramientas a través de una innovadora metodología.

La Discusión conversó con Rocío sobre sus orígenes en el arte.

-¿Cómo llegaste a la Escuela Artística?
-Yo quería estudiar Artes, ya lo había decidido. Además, me gustaba mucho esta escuela y con mi mamá decidimos venir para matricularme. Así, con mi profesora Carmen caminé por la pintura. Mi familia (una tía y prima hermana de Concepción) me han dicho que les gusta mucho mi pintura.

-¿Siempre te gustó pintar?
-Siempre, desde chica. En la Escuela España también pintaba. Mis profesoras decían ahí que yo tenía aptitudes para estudiar Arte. Tengo dos hermanas mayores, Claudia y Carla. Ellas me apoyaron también, al igual que mis padres Amalia y Carlos.

-¿Cómo articulas tu trabajo?
-Tengo cámara con la que tomo fotos a los paisajes que me gustan. Tengo computador y la pensión que me entrega el Estado la destino a comprar materiales para el taller que tengo en mi pieza. También vendo mi obra y ese dinero lo estoy ahorrando. Soy muy disciplinada.

-¿Qué te gusta pintar?
-Me gustan los paisajes, flores y retratos. Tengo varios de mí con mi mamá y mi papá. Mi mamá siempre dice que su hija menor es la más famosa (risas).

-¿Qué técnica usas?
-Me gusta usar el pastel graso, además de acuarela y témpera.

-¿Desde qué lugares te han pedido pinturas?
-De Santiago mucho, pero he vendido en Barcelona y en Bélgica también. Mi hermana Claudia me ha ayudado a vender afuera. En mi Facebook también me piden pinturas.

-¿Qué artistas son tu referente?
-Pablo Picasso y Frida Kahlo.

El imaginario de Carmen
Desde el año 2003 Carmen Contreras se propuso trabajar por la inclusión, pero desde ella. Así comenzó con un grupo de estudiantes jóvenes con distintas necesidades educativas y los resultados han sido sorprendentes. “El aprendizaje debe ser articulado. Acá no vale copiar. Lo que hacemos es buscar un tema (hemos hablado de la mujer, del medio ambiente, entre otros). Ese tema es investigado y a partir de esa información, los estudiantes se forman un imaginario que luego traspasan al bastidor o al papel, según sea el caso”, explica.

“Antes de Rocío teníamos otros alumnos, con otras características, pero ella vino a remover el proyecto. De esta manera, llegaron muchos otros alumnos con Síndrome de Down y así nació otro proyecto llamado Arte 21. Así como Rocío ha avanzado a pasos agigantados, también lo pueden hacer otros jóvenes como ella”, precisa.

Comentarios