Emprendedores explotan trekking en la cordillera

Por: La Discusión 2018-03-18

La zona cordillerana de la Región de Ñuble es uno de los principales atractivos turísticos de la zona, que convoca cada año a cientos de visitantes que llegan a disfrutar de la belleza natural del sector. Esto ha generado que surjan iniciativas ligadas a este rubro, como aquellos emprendedores que han comenzado a ofrecer servicios relacionadas con el trekking y el turismo aventura.

Un video de recuerdo

Ignacio Flores, de 23 años, puso en enero pasado en marcha la empresa “IEX Aventura Audiovisual”, que realiza trekking en los principales atractivos de la zona cordillerana de Ñuble, como la Laguna El Huemul, las ruinas del Refugio Waldorf, las fumarolas de Nevados de Chillán o la Gruta de los Pangues, entre otros.

“La idea comenzó como a mediados del año pasado (…) Empecé a meterme en el tema del emprendimiento porque siempre yo había querido tener una empresa de turismo que abarque mucho, todas las actividades, no solo de turismo aventura, sino también incluir los city tour en Chillán”, explicó Ignacio.

El chillanejo agregó que “lo que queremos ofrecer es una amplia oferta hotelera, turística, de actividades outdoor, de actividades de salud, porque, en el fondo, pasa por un tema de salud salir a excursionar. La gente se siente bien, llega mucha gente con la necesidad de buscar eso, naturaleza, salir, desestresarse. Me he dado cuenta mucho de eso, es amplio el porcentaje de personas que lo buscan por un tema de que les hace bien. La idea también es abarcar Chillán, me gustaría tener en el verano city tour en bicicleta”.

Según detalló el egresado de la carrera de Técnico Superior en Turismo de Inacap, una excursión tiene una duración de hasta 5 horas, con un valor de $20 mil por persona.

“Se incluyen charlas sobre la flora y fauna de los puntos turísticos. Además, todo el conocimiento y experiencia adquirida se resume en un registro audiovisual que es entregado a cada turista”, detalla.

El “boca a boca”

Otro de los emprendedores locales que ha incursionado en el rubro es Fernando Luna, quien con 10 años de experiencia logró transformar su pasión en una fuente laboral que incluso le permite hoy dar empleo a dos personas más: Andrea Robles, quien es instructora, y a Karina González, paramédico.

“A mí lo que más me mueve es que la gente conozca la zona, conozca el tema turístico en Chillán, porque se conoce poco los alrededores. Esta es una zona altamente atractiva, acá la región se ha explotado poco como imagen, no como corresponde. Creo que a nivel regional y de municipio no hay mucho auge al tema del turismo. En ese sentido, deberían hacer un trabajo más intenso, porque es una área fundamental para el desarrollo de la zona”, manifestó Luna, quien asegura que su mejor publicidad es el “boca a boca”.

“Es el mismo cliente quien recomienda el servicio a otro, por eso es importante que ellos queden contentos. Nosotros los llevamos a recorrer principalmente el sector cordillerano, como Atacalco, la Laguna Huemul, el valle Shangri La, Valle Las Trancas, Garganta del Diablo y San Fabián de Alico, además de excursiones campestres”, añadió.

La excursión incluye transporte, fotografías y trekking. Los valores fluctúan entre los 15 y 20 mil pesos.

Basurales

Han sido diversas las denuncias que se han realizado por la presencia de microbasurales en distintos sectores turísticos de la zona y todas han apuntado a los turistas como culpables. Frente a este tema ambos emprendedores manifiestaron que es un problema latente y que tratan de inculcar, a quienes contratan sus servicios, la importancia de respetar la naturaleza.

“Somos bien conscientes respecto a ese tema porque es preocupante. Nosotros, en particular, activamos una norma de senderismo que busca no dejar rastro. Hacemos trekking de la manera más responsable posible, generando el mínimo impacto para la naturaleza”, detalló Ignacio.

Por su parte, Fernando considera que hoy en día la basura es la principal amenaza para la naturaleza.

“El tema ya no sé si pasa por falta de cultura o de desconocimiento, porque hoy día están todos los medios para que la gente vaya teniendo conciencia. El año pasado hice la denuncia del tema de Las Turbinas, donde la gente va, hace un asado y prácticamente deja todo sucio. Esta es la principal amenaza, ya no hay como atacar ese tema”, reflexionó.

“En las excursiones lo primero que pedimos es cuidar la basura. Les decimos que los desperdicios van y vuelven con nosotros, siempre cuando recorremos pedimos bolsas de basura, porque en el camino nos topamos con rayados y con cosas que no son propias de la cordillera. Aprovechamos el camino para tener más conciencia ambiental”, concluyó el emprendedor.

Comentarios