Denuncias por ruidos molestos subieron sobre 300% en 10 años

Por: Felipe Ahumada Fotografía: La Discusión 10:00 PM 2018-02-22

Jueves en la noche y algunos vecinos de calle Río Segre en la Villa Barcelona, vuelven por enésima vez a escuchar la música, las risotadas y el griterío desde una de las casas aledañas.

“Es impresionante, no sé cómo no se dan cuenta de que no dejan dormir al resto. Y lo peor de todo, es que un par de casas más al lado hay una vecina que le da por hacer fiestas con karaoke en el patio y es la misma historia”, acusa Tomás Vidal, residente del sector, quien si bien admite haber llamado en algunas ocasiones a carabineros, el lío no se soluciona.

“Un parte no le quita lo mal educado a nadie”, dice.

La queja se replica en casi todos los barrios de Chillán por causa de un vecino ruidoso, pero lo que ya alerta al municipio es que en los últimos diez años, las denuncias se han elevado a un 308%, es decir, si en 2007 hubo 97 quejas formales en Carabineros, el año pasado fueron 187.

En 2016 fueron 127; un año antes hubo 116, otras 106 en 2015 y así se puede seguir hasta llegar al 2005, cuando estas denuncias no superaban los 24 casos.

“Por lo general son personas jóvenes, muchos de ellos estudiantes que hacen fiestas los fines de semana, pero también hay muchos adultos que no solo hacen fiestas, asados o karaoke un viernes o un sábado, sino cualquier día de la semana y hasta las 2 ó 3 de la mañana”, apunta Ignacio Marín, juez del Juzgado de Policía Local.

El juez advierte que las multas van de 1 a 2 UTM y que “basta con que Carabineros haga de ministro de fe para que se les aplique una sanción”, a la vez que comenta que “hemos encontrado muchos casos de personas reincidentes y a ellos se les va aumentando la multa”.

El municipio trabaja la idea de hacer un mapa de sonificación en la comuna en la que se establecerá los máximos permitidos de decibeles y los horarios admisibles.

“Ya en marzo nos debería llegar un sonómetro que se usará tanto para medir los decibeles en locales comerciales, industrias y sectores residenciales”, dijo Renán Cabezas, encargado de la Oficina Municipal de Seguridad.

Comentarios