Los desafíos que enfrentarán los nuevos ministros en Ñuble

Por: Isabel Charlin 11:30 AM 2018-01-28

Apenas se conocieron los nombres de los nuevos ministros que comenzarán sus funciones el próximo 11 de marzo; representantes locales de Chile Vamos destacaron la cercanía que varios de estos secretarios de Estado iban a tener con la nueva Región de Ñuble. Ya sea por amistad cercana con parlamentarios de la zona, o porque en la anterior administración de Sebastián Piñera conocieron de cerca el proyecto que creaba la Región de Ñuble.

Es más,  el senador Víctor Pérez (UDI) recordó de inmediato apenas se confirmó la designación de Andrés Chadwick como ministro del Interior; que fue él quien en el mismo cargo, hace cinco años, le abrió las puertas al Comité Ñuble Región y a autoridades locales, y confirmó la elaboración de un estudio de factibilidad para crear el nuevo territorio.

“Los ministerios juegan un rol fundamental en la instalación de la Región de Ñuble, porque son los que tienen que destinar personal, recursos e infraestructura; por lo tanto, todos los ministros, incluido Andrés Chadwick, deberán jugar un rol importante, y como veo experiencia política, se facilitará mucho este proceso”, manifestó el senador Víctor Pérez.

Misma opinión tiene su compañero de partido y diputado electo, Gustavo Sanhueza. “Considero que el equipo designado por el Presidente Piñera es un gran gabinete para Ñuble, considerando las demandas más sensibles a nivel local. Hay que destacar la designación de Andrés Chadwick en Interior, quien siempre demostró compromiso con la idea de que nuestra provincia se convirtiera en región, gestionando el estudio previo que licitó la Subdere y que fue la base para iniciar el camino del proyecto de ley. Su nombramiento facilitará el proceso de instalación y posterior desarrollo de esta nueva unidad administrativa”, manifestó.

“Me deja tranquilo que gente muy cercana a nosotros, como Cristian y Nicolás Monckeberg, e incluso Andrés Chadwick, que es de la UDI, hayan sido designados en cargos clave. Varios de los nuevos ministros conocen desde hace tiempo el proyecto que creó la Región de Ñuble. Es gente que conoce nuestros sueños, nuestra realidad, nuestros desafíos, por lo tanto, se va a facilitar mucho el proceso de instalación de la región”, añadió el diputado electo de RN, Frank Sauerbaum.

Hospital

La relación con el Ministerio de Salud, y su nueva cabeza a partir de marzo, Emilio Santelices, será vital a la hora de concretar el anhelado hospital de Ñuble. La mega obra, que durante la primera administración Piñera estuvo a punto de ser concesionada, volvió a cero cuando asumió Bachelet en 2014, ya que la mandataria optó porque se ejecutara con fondos ministeriales, lo que atrasó su concreción.

Finalmente, hace unos días, el director del Servicio de Salud Ñuble, Iván Paul, comunicó el inicio de la segunda fase del diseño del nuevo hospital de Chillán, que estará ubicado en Avenida O’Higgins esquina Rosauro Acuña. Esta corresponde al anteproyecto, que permitirá definir las características generales del recinto hospitalario, estableciendo las relaciones funcionales entre los distintos servicios y las áreas de atención.

En octubre pasado comenzaron oficialmente las gestiones para la futura construcción del hospital, una de las obras mayores que serán ejecutadas en la ciudad y que permitirán disponer de un recinto asistencial acorde a las necesidades de la nueva región. La empresa que se adjudicó  la obra, INSO Chile, dispondrá de un plazo de un año aproximadamente para ejecutar el diseño definitivo del nosocomio. Una vez aprobado, comenzarán las obras físicas, que tardarían aproximadamente cuatro años.

La construcción del edificio permitirá incrementar el número de camas, ya que albergará un área de hospitalización con una capacidad de 530, distribuidas en salas de 64 metros cuadrados, con el fin de brindar mayor comodidad a los usuarios. El recinto asistencial pasará de 55 a 76 camas críticas y las destinadas a cuidados agudos, de 102 a 268. A su vez, contará con 99 box de atención ambulatoria, 17 clínicas odontológicas, 14 pabellones, un helipuerto, entre otras instalaciones.

Pavimentación

Actualmente Ñuble es la provincia que tiene la red vial más extensa de la Región del Bío Bío, al sumar 4.682 kilómetros de caminos, es decir, un 36,8% del total regional, según datos del Ministerio de Obras Públicas. Sin embargo, solo 1.118 kilómetros, es decir, un 23,7% cuenta con pavimento, ya sea hormigón, asfalto o capa de protección, una cifra baja en comparación con el promedio nacional, que es de 40%; pero superior a la de las provincias de Arauco (19,7%) y Bío Bío (23,2%). La Provincia de Concepción, en tanto, exhibe la mejor cifra de la Región, con un 27% de sus caminos pavimentados, pero a su vez, la red vial más pequeña.

Este es el panorama que enfrentará el nuevo ministro de Obras Públicas, Juan Andrés Fontaine, quien ya no deberá tratar a Ñuble como una provincia, sino como región. En ese contexto, deberá hacerse cargo de un territorio que comparativamente con otros a nivel nacional, está en deuda en esta área.

“Un economista del prestigio de Juan Andrés Fontaine siempre es garantía para una cartera estratégica como Obras Públicas. El desafío nuestro será lograr la priorización de proyectos de infraestructura pública para Ñuble, considerando el grave déficit que tenemos en conectividad vial, tanto en la capital regional como en comunas”, sostuvo Gustavo Sanhueza, quien agregó otra mega obra que deberá avanzar bajo este mandato.

“No hay que olvidar el embalse La Punilla depende del MOP, por lo que necesitaremos un ministerio muy activo en esta materia, así como en toda la cartera de proyectos de riego a nivel local”, manifestó.

Desde Evópoli el coordinador en Ñuble, Juan Manuel Santa Cruz, afirmó que Chile Vamos tiene a nivel local un rol muy importante, “no solo en llamar la atención de los nuevos ministros para que conozcan de los desafíos que enfrentamos como nueva región, sino que para que propongan soluciones con conocimiento local a esos desafíos”.

Por ejemplo, planteó, “el mal diseño del peaje de acceso a Chillán que genera atochamientos en la Ruta 5 es justamente porque se diseñó en Santiago, con desconocimiento de lo que pasa acá. Luego, los dirigentes de Chile Vamos no tenemos que solo pedir que eso se arregle, sino que además, proponer cómo hacerlo. Debemos apoyar a los ministros con conocimiento local sobre cómo resolver nuestros desafíos”, aseveró.

Medio Ambiente

El mayor obstáculo en la ejecución del Plan de Descontaminación Atmosférica (PDA) de Chillán y Chillán Viejo ha sido el de la escasez de recursos. El propio secretario regional del Ministerio de Medio Ambiente, Richard Vargas, ha admitido en más de una oportunidad que el no contar con los medios económicos suficientes ha ralentizado el curso de los programas denominados como estructurales en el documento de gestión y prevención de la saturación por humo de leña.

Por otra parte, el ritmo de avance a causa del poco presupuesto que se maneja en las carteras de Vivienda y Urbanismo y Medio Ambiente -encargadas de los programas estructurales consignados en el PDA-, podría mantenerse este año, advirtieron parlamentarios locales. A juicio de Víctor Pérez, existió cierta ambigüedad en la Ley de Presupuesto planteada por el Gobierno al no especificar si es que se garantizaban la masividad en la ejecución de políticas necesarias para la intercomuna, como la aislación térmicas de casas.

En tanto, sobre el recambio de estufas, a cargo del Ministerio de Medio Ambiente, el senador mencionó que la repartición de Gobierno sencillamente no cuenta con el presupuesto que necesita, lo que se pudo notar el año 2017. Es este el contexto que enfrentarán la nueva ministra de Medio Ambiente, Marcela Cubillos, y quienes sean designados a nivel de Bío Bío, los primeros seis meses; y en Ñuble, a partir de septiembre en esta cartera; y que los legisladores locales deberán visibilizar ante la autoridad.

Cárcel

La necesidad de contar con una nueva cárcel para Ñuble, fuera del centro de Chillán, se viene arrastrando desde 2005, cuando en el seno del Concejo Municipal, liderado entonces por el alcalde radical, Aldo Bernucci, se empezó a debatir el tema.  Ya en 2007 un estudio arrojó la factibilidad de 15 terrenos, eligiéndose uno ubicado en el sector de Colliguay, el cual fue finalmente desechado.

Ya hacia fines del primer mandato de Michelle Bachelet, el entonces ministro de Justicia, Carlos Maldonado, decidió comprar otro terreno, ubicado en San Nicolás, lo que finalmente no ocurrió debido a la oposición de los vecinos. Lo que pareció ser el fin de la cárcel ubicada en pleno centro de Chillán, y que le dio al proyecto el carácter de “urgente”, fue el terremoto de 2010 y el incendio que sufrió el actual recinto. Asumió el gobierno Sebastián Piñera, y el ex ministro de Justicia, Felipe Bulnes, intentó levantar el centro penitenciario en Chillán Viejo. Nuevamente se opuso la comunidad, situación que se repitió con otra propuesta en Santa Clara, Bulnes.

Durante la actual administración de Michelle Bachelet nada se avanzó, por lo que la gestión que puedan realizar especialmente el senador Víctor Pérez y el futuro diputado Gustavo Sanhueza, ante el ministro y correligionario, Hernán Larraín, será crucial. “Él será una pieza fundamental para la correcta instalación de los servicios asociados a la cartera en Ñuble, y por supuesto, para resolver la situación de la cárcel de Chillán. Tenemos cercanía, yo le he conversado del tema en otras ocasiones, y creo que facilitará las cosas para que se tome una decisión y se resuelva”, dijo el senador Pérez. 

Para Gustavo Sanhueza, una de las demandas sentidas de la comunidad es la nueva ubicación de la cárcel de Chillán.  “Con Hernán Larraín en Justicia, los parlamentarios que representamos a Ñuble seremos interlocutores importantes para saldar esta sentida demanda local, además de todas las necesidades que ha manifestado el Poder Judicial con asiento en la región”, aseveró.

Comentarios