Región de Ñuble vuelve a tener equilibrio en la Cámara Baja

Por: Isabel Charlin Fotografía: Agencia Uno 09:15 AM 2017-11-20

Ni el sistema proporcional, ni la gran cantidad de candidatos fueron inconvenientes para que los resultados de las elecciones de diputados en el distrito 19 se conocieran con celeridad.

Si bien la nueva fórmula para elegir los escaños, que utiliza el método D´Hondt, le provocó a más de alguno un dolor de cabeza, la rápida confirmación de los ganadores, por parte del Servicio Electoral, tranquilizó a los contendores.

Cinco diputados tendrá el distrito 19 a partir de marzo: Jorge Sabag (DC), primera mayoría, quien obtuvo un 14,9%; Frank Sauerbaum (RN), 9,3%; Gustavo Sanhueza (UDI), 8%; Carlos Abel Jarpa (PR), 7,9% y Loreto Carvajal (PPD), 6,5%.

Tres de ellos son actualmente parlamentarios en ejercicio (Sabag, Jarpa y Carvajal); uno, fue diputado por el distrito 42 en el período 2010-2014 (Sauerbaum), y el quinto es el único debutante en las lides legislativas (Sanhueza), aunque con una vasta experiencia como concejal y consejero regional.

Con este resultado, vuelve el equilibrio a la representatividad ñublensina, el cual ya se había visto mermado en 2013, cuando la derecha perdió un representante en el distrito 42 al doblar Sabag y Carvajal; y posteriormente, iniciando el nuevo período, en 2014, la Corte Suprema desaforó a Rosauro Martínez (RN), quien es investigado por un caso de derechos humanos.

Durante casi todo el actual período la representación de Ñuble en la Cámara Baja ha recaído en los tres diputados oficialistas, lo que si bien no fue determinante durante la discusión del proyecto que creó la Región de Ñuble; sí influyó en que la oposición fuera más reticente, en un principio, a apoyar la idea.

Bien lo sabe el senador, Víctor Pérez (UDI), quien prácticamente solo durante todo ese proceso, debió hacer lobby ante su partido, y RN.

Este escenario, sin embargo, cambiará durante el próximo período. Tres diputados oficialistas y dos opositores defenderán los intereses de Ñuble, lo que será fundamental de cara al proceso de instalación de la región.

Dispersión del voto
Dos factores caracterizaron la elección de ayer a nivel parlamentario en Ñuble: la gran dispersión de votos, debido a la competencia de 29 candidatos (con el binominal, competían máximo dos por lista); y la alta votación obtenida por la lista de Chile Vamos, que la tuvo a punto de obtener el quinto diputado. Es más, la alta competitividad entre los tres candidatos de la UDI hizo dudar en un minuto quién alcanzaría el escaño. Finalmente, triunfó Sanhueza, principalmente, por su alta votación en Chillán (14,7%), la mejor entre los 29 postulantes.

Pese a ello, Margarita Letelier (7,4%) y Cristóbal Martínez (6,6%) coronaron una performance perfecta para la colectividad en el distrito y la capital regional, Chillán, ya que Sanhueza obtuvo la primera mayoría (14,7%), Martínez la cuarta (9,8%) y Letelier la quinta (9,6%).

Jorge Sabag (DC), en tanto, se quedó con la primera mayoría distrital (14,9%), no obstante en Chillán solo alcanzó un 3,3%. Su principal fortaleza estuvo en comunas como Cabrero (38,6%), Yumbel (27,4%), Coelemu (36%), Quirihue (30,7%), San Carlos (22,4%) y Bulnes (19,9%), todas del ex distrito 42, por lo que su desafío pendiente, si lo que aspira es alcanzar el Senado en 2021, es penetrar en Chillán.

La pugna al interior del PPD
Otra disputa que concitó el interés a nivel local fue la que se dio entre los compañeros de lista del PPD Loreto Carvajal y Manuel Bello. La primera, diputada en ejercicio, quien en 2013 fue “arrastrada” en el marco del binominal por Jorge Sabag, y quien poseía escaso conocimiento de Ñuble (es originaria de Cabrero); y el segundo, expresidente de Copelec, quien inició una campaña hace bastante tiempo, logrando el apoyo del senador Felipe Harboe.

La conocida rivalidad entre Carvajal y Harboe al interior del partido dio pie para que la contienda fuera dura, sin embargo, Carvajal logró mantener su escaño, gracias a su alta votación en Cabrero (18,1%), San Fabián (12,5%) Yumbel (22,7%), San Carlos (9,7%) y Bulnes (5,7%).

Bello, en tanto, quien obtuvo un 5,7% en todo el distrito, destacó en San Nicolás (31,5%) y Chillán Viejo (9,2%), mientras que en Chillán, alcanzó un 6,2%. 

Carvajal, en esta última comuna, también tiene una tarea, al igual que Sabag, ya que solo obtuvo un 3,6%.

En general, al ampliarse el distrito, quienes debían penetrar en el antiguo 41 (Chillán) lograron muy pocos votos; en tanto quienes al revés, tuvieron que trasladarse hasta el antiguo 42, tampoco tuvieron mucha suerte. Es el caso, por ejemplo, de Carlos Abel Jarpa, quien fue reelecto principalmente gracias a los votos de Chillás y las comunas del ex 41, ya que en otras como San Carlos o Coelemu, su performance fue discreta (1,9% y 1,8%, respectivamente).

Otra figura conocida que intentó quedarse con un escaño en la Cámara fue la ex intendenta y ex concejala de Chillán, Soledad Tohá.

En el distrito, la militante socialista obtuvo un 4,1%, lo que no le dio opciones frente lo obtenido por los candidatos del PPD.

Pese a ello, Tohá logró una mejor performance en Chillán (6,9%) y Chillán Viejo (6%), entre otras comunas.

Su compañera de lista, Gina Hidalgo, en tanto, solo alcanzó un 1,9% en todo el distrito. Sin embargo, en Bulnes, su comuna de origen -en la que su padre es el alcalde-, alcanzó la primera mayoría, con un 23,7%, lo que seguramente la proyectará en esa zona.

En tanto, en el Frente Amplio, conglomerado que obtuvo en el distrito 19 un 6,6%, su principal liderazgo individual fue Enrique Jara, con un 1,3%.

Comentarios