D’Hondt paso a paso: así se elegirá a los diputados

Por: Isabel Charlin Fotografía: Agencia Uno / Gráfica: Jaime Castro 08:50 PM 2017-11-18

Expectación existe entre los candidatos al Parlamento por la aplicación, por primera vez, del nuevo sistema electoral D’Hondt (Ley 20.840), el cual busca una mayor proporcionalidad, tras casi 30 años utilizando el sistema binominal. 

Esa es la razón del aumento en el número de escaños a elegir tanto en el Senado, como en la Cámara de Diputados, y de la modificación de las zonas o distritos electorales.

En el Senado se aumentó de 38 a 50 el número de senadores y se redujo de 19 a 15 la cantidad de circunscripciones electorales (serán 16 a partir de la elección de 2021, al incluirse Ñuble). Con esto, cada región será considerada una circunscripción, que podrán elegir entre dos y cinco senadores. No obstante, en esta elección solo se realizarán elecciones senatoriales en las regiones impares, por lo que el número de senadores subirá de 38 a 43, en 2018.

En el caso de la nueva Región de Ñuble, el año 2021 se elegirán dos senadores.

La Cámara de Diputados, en tanto, aumenta de 120 a 155 el número de escaños a elegir y se reduce de 60 a 28 los distritos electorales, que son de mayor tamaño, pues ahora agrupan más comunas. En cada distrito se elegirán entre tres a ocho diputados, dependiendo de la cantidad de votantes que tengan. Por ejemplo, en la Región de Ñuble, el distrito 19 agrupa a los ex distritos 41 y 42, que comprenden las 21 comunas de Ñuble, y solo por esta elección, a las comunas de Cabrero y Yumbel, ambas de Bío Bío.

Cifra repartidora
Para ambas elecciones los candidatos, tanto los que provienen de partidos políticos como los independientes, se agrupan en listas. El sistema electoral proporcional chileno usará por primera vez desde el retorno a la democracia, un mecanismo llamado coeficiente D’Hondt, por medio del cual se dividen los votos de cada lista por uno, dos, tres hasta la cantidad de cargos que se eligen (cinco, en el caso del distrito 19). Se ordenan las cifras resultantes desde el que sacó más votos dentro de una lista hasta el menos votado. Luego se comparan los resultados con los de las otras listas para determinar cuántos cargos elige cada lista. 

En este nuevo sistema, los candidatos electos se definen según la votación obtenida por ellos mismos y además, por los votos logrados por la lista a la que pertenecen.

Para poder asignar un escaño es necesario primero sumar el total de votos obtenidos por una lista y dividirlos por el número de escaños a elegir.

Por ejemplo, si en un distrito se deben elegir cinco cupos, el total de votos obtenidos por cada lista se dividirá primero por uno, por dos, por tres, por cuatro y por cinco. Esa nueva cifra será asignada a cada candidato de la lista en el orden de mayor a menor. Este ejercicio se realiza de igual modo en cada lista en competencia. Una vez finalizado este procedimiento, será posible ver la totalidad de listas con sus candidatos y constatar quiénes tienen las cinco primeras mayorías.

En el caso de los consejeros regionales, opera el mismo sistema, pero al tener estas listas subpactos, se repite todo el procedimiento en aquellas listas con subpactos. Por ejemplo, si una lista obtiene tres cupos y hay dos subpactos, se debe hacer la división por uno, por dos y por tres en  cada subpacto para ver cuántos cupos le corresponde a cada uno.

Ley de cuotas
Junto con cambiar el sistema electoral, la nueva normativa trajo también otros cambios que permitirán una mayor participación femenina y la disminución de barreras para la creación de partidos políticos.

La denominada Ley de Cuotas plantea que del total de candidaturas a diputados o senadores inscritos por los partidos políticos o los pactos electorales, ni los candidatos hombres ni las candidatas mujeres podrán superar el 60%, lo que asegura que, al menos el 40% será de un sexo diferente. Se trata de un mecanismo transitorio, que será aplicado en los procesos electorales parlamentarios del 2017, 2021, 2025 y 2029.

Comentarios