Los primeros seis cores de la Región de Ñuble se eligen mañana

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Mauricio Ulloa 08:45 PM 2017-11-18

Como una elección altamente compleja, dada la cantidad de candidatos (37) es calificada la elección de consejeros regionales.

Las estimaciones auguran que en esta ocasión, como en otros procesos eleccionarios,  es probable que se produzca una abstención relativamente elevada, siguiendo la desafección de las personas en general respecto de la actividad política.

No obstante el hecho que haya sido declarada la Región de Ñuble hace poco tiempo puede jugar a favor de una presencia más elevada en las urnas, si se lo compara con procesos precedentes. De esta manera el eventual orgullo de ser región impulsaría a las personas a salir de sus casas e ir a votar por los candidatos a Presidente, diputados y consejeros regionales.

La experta en marketig político, Paulina Pinchart, asegura que el fervor que despierta la constitución de la región con sus tres provincias podría derivar en que para esta elección se movilice una mayor cantidad de población.

La profesional estima que al final del día no sería extraño que las cifras de recuento de votos “superen a las de los últimos comicios, en una tasa del orden del 10%, lo que sería altamente positivo para la actividad republicana”.

Si bien es cierto este domingo serán elegidos los representantes ante el Gobierno Regional del Bío-Bío, los seis delegados de Ñuble serán autoridades exclusivas de la región cuando se produzca la escisión definitiva, en poco menos de un año más.

De esta manera desde el 6 de septiembre de 2018, cuando entre en régimen la nueva unidad administrativa, quienes resulten electos formarán el primer equipo de cores de esta zona. Y desde este escenario privilegiado tendrán la posibilidad de adoptar decisiones relevantes para el devenir futuro de Ñuble y sus tres provincias.

Por los consejeros regionales pasarán decisiones relevantes de inversión, especialmente ligadas al Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR).

Cuando Ñuble sea región propiamente tal dispondrá de una cantidad de recursos superior a los que maneja en la actualidad en el presupuesto FNDR. Si hoy Ñuble percibe desde el GORE alrededor de $25.000 millones, esa cifra puede crecer hasta $80.000 millones con los años, dependiendo de la ejecución presupuestaria de la nueva región.

Hasta el 2020
Otro elemento relevante de los cores de Ñuble es que ellos lo serán muy probablemente solo hasta el año 2020, calcula el senador Víctor Pérez Varela (UDI). El parlamentario estima que en el futuro cercano será aprobada la ley que establecerá la fecha de la nueva elección de consejeros regionales, la que debiera coincidir con la de los alcaldes y concejales. Independiente de la fecha de la nueva elección, para los próximos comicios Ñuble pasará a tener 16 consejeros regionales.

El actual consejero regional Juan López Ferrada, descartado por el Partido Socialista para luchar por su reelección y privilegiar otras candidaturas a core y diputado, recalca que los futuros cores de Ñuble tendrán el rol clave de participar en el diseño de la nueva Estrategia Regional de Desarrollo.

Quienes salgan electos, además, serán los primeros de la Región de Ñuble, lo que les dará una vitrina privilegiada de cara a la población, teniendo ventajas, eventualmente, para la próxima elección en la que se inscribirán.

Además los consejeros regionales son autoridades que, por tener una alta representatividad y estar permanentemente en terreno y en reuniones de coordinación local, tienen la ocasión  de ser seducidos para optar a otros cargos.

No son pocos los cores que después de haber sido elegidos y al cabo de unos años han seguido el camino al Congreso o han llegado a entidades estatales. Es conocida la rivalidad entre cores y diputados, sobre todo porque los primeros aprueban proyectos que los segundos terminan inaugurando.

Hasta antes del año 2014 los cores se elegían en forma indirecta, a través los concejales de cada región, constituidos en colegio electoral por cada una de las provincias respectivas. Sin embargo, con la reforma promulgada en 2013, los consejeros son elegidos por sufragio universal, en votación directa. Duran cuatro años en el cargo y pueden ser reelegidos.

Comentarios