Vecino fue hallado degollado en un sitio céntrico de Coihueco

Por: Felipe Ahumada Fotografía: Fernando Villa 2017-10-11

Con el rostro desfigurado por golpes, aparentemente con piedras, degollado y descalzo fue encontrado el cadáver de José Lagos Díaz, de 49 años, en un terreno céntrico de Coihueco, en la mañana de hoy.

El hallazgo lo realizó un transeúnte, quien como muchos coihuecanos busca acortar camino pasando por un sitio baldío por el que cruza un canal paralelo a calle Puente y que une las calles Comercio con Arturo Prat, a solo unas cuadras de la plaza de la comunas, terreno en donde una empresa constructora comenzará a trabajar en la instalación de un área verde llamado “Paseo El Río”.

Una vez que carabineros de la Subcomisaría de Coihueco llegó al lugar, tras recibir el llamado de alerta cerca de las 9.45 de la mañana, se encontraron con el cuerpo escondido entre los muros de la edificación contigua al terreno y un container perteneciente a la empresa constructora.

Irónicamente, quien lo abandonó dejó una botella plástica, a modo de almohada, bajo su cabeza.

El capitán Branco Gjik, subcomisario de la unidad policial coihuecana, dijo preliminarmente que “la persona evidentemente presentaba señales de haber sido agredida por terceras personas, puntualmente una lesión cortante en su cuello y otras realizadas con elementos contundentes en su cráneo, por lo que se informó al Ministerio Público de este hecho”.

Una vez que llegó personal de la Brigada de Homicidios (BH) de la PDI de Chillán, en conjunto con el fiscal jefe del Ministerio Público de Chillán, Pablo Fritz, se comenzó a trabajar en la revisión del cadáver, que entre sus vestimentas llevaba consigo la cédula de identidad, lo que permitió su identificación.

“Se trata de una persona que si bien tiene una casa en el sector rural de Chillinhue, al norte de Coihueco, generalmente andaba transitando por diferentes lugares, y según lo que ha declarado su familia, tenía problemas de alcoholismo”, explicaron en la subcomisaría.

Por la misma razón, no se ha podido establecer hasta el momento con qué personas se encontraba en el día anterior al hallazgo de su cuerpo.

La familia de Lagos Díaz,  tras ser notificada de lo acontecido, fue hasta la unidad de Carabineros de Coihueco para reconocer el cadáver y para prestar declaración ante el personal investigador.

“Es raro que pasen estas cosas acá, aunque últimamente ha estado llegando gente muy mala, personas de otras ciudades a vivir acá y con ellos llegaron los robos, los asaltos y la droga, pero hasta este punto no todavía”, dijo Luisa Ravanal, quien junto a cerca de 50 personas observaba desde un costado del predio, el trabajo de la Policía de Investigaciones (PDI).

Junto a ella, otra vecina, Susana San Martín, explicó: “este lugar si bien parece como un sitio eriazo, si usted se fija está atravesado por postes de luz prácticamente nuevos, porque aquí se va a construir un parque, entonces está bien iluminado, toda la noche, por eso yo digo que es más que seguro que alguien lo tiene que haber visto cuando estaba con otras personas. Si es un caballero que andaba en la calle, no creo que lo hayan querido robar, si es que le iban a robar”.

Hasta el cierre de esta edición, la PDI aún no establecía el móvil de este crimen. “Estamos todavía trabajando en eso, en los empadronamientos y en la toma de declaraciones con familiares por lo que no podemos por ahora entregar mayores detalles”, explicó el fiscal.

Cuatro homicidios en cuatro días
Nada fácil es la tarea que se le viene encima a la Brigada de Homicidios de la PDI chillaneja ni al Ministerio Público en estos días.

Si se tiene en cuenta que el fin de semana hubo tres personas asesinadas, este último hallazgo significa  un cuarto crimen fatal en cuatro días en le Región de Ñuble.

El lunes se realizó un hallazgo de dos personas asesinadas a hachazos (ver nota página 5) con una data de muerte de 48 horas aproximadamente, por lo que la policía presume que se trata de un doble homicidio cometido el día sábado en un sector rural de Yungay.

El domingo, en Chillán, fue apuñalado mortalmente un hombre identificado como Álvaro Constanzo Hidalgo, en la Población Lomas de Oriente, siendo la principal línea investigativa la de problemas por drogas con su victimario, quien fue puesto en prisión preventiva el día de ayer (ver nota lateral).

“La verdad, no recuerdo que hayamos tenido esta cantidad de homicidios en una sola semana, no al menos desde que está en vigencia el sistema procesal penal actual”, comentó el fiscal Fritz.

De todas formas, el temor por la creciente delincuencia en Coihueco no es un tema que haya desaparecido.

Robos a mano armada, asaltos violentos y ahora este homicidio le dan la razón a quienes por años han solicitado mayor resguardo policial, entre ellos, el mismo alcalde Carlos Chandía, quien también llegó al lugar junto a personal municipal, sin embargo, no quiso referirse al hecho en puntual.

Comentarios