Dibujante local destaca en el hiperrealismo

Por: Carla Aliaga Fotografía: Mauricio Ulloa 11:20 AM 2017-11-06

Rodrigo Vidaurre es diseñador gráfico de profesión, estuvo a cargo durante 5 años del Museo Marta Colvin de la Universidad del Bío-Bío y ejerció como académico de la carrera de Diseño Gráfico en la misma casa de estudios. Pero hace 3 años, su vida dio un vuelco, cuando al fin se atrevió a desarrollar de manera profesional lo que siempre fue su pasión: el dibujo. 

Con su trabajo hiperrealista ha deslumbrado tanto a nivel nacional como en el extranjero y ya visualiza montar su propia exposición para dar a conocer su talento. Actualmente, es docente en la Escuela de Arte del Liceo Polivalente de San Nicolás y desde ahí comparte con las nuevas generaciones su forma de hacer arte.

-¿Cuándo descubres tu pasión y talento por el dibujo?
-Siempre me gustó dibujar, desde niño. Luego, estando en la carrera de Diseño, me di cuenta que tenía el talento, pero adquirí conocimiento y en ese tiempo, a principios de los años 90, se dibujaba mucho a mano. Entonces fui conociendo materiales, estilos gráficos y adentrándome en autores, me di cuenta que me atraía el arte fantástico. Pero el 2013 vi a unos dibujantes y me causó la misma impresión que a muchos que ahora ven mi trabajo, pensé que eran fotos, cuando en realidad era grafito. Para mí era como copiar, pero luego descubrí y me convencí que era arte. Entonces comencé a entusiasmarme y a comprar materiales.

-¿Cuáles son tus técnicas y cómo trabajas el hiperrealismo?
-Para llegar a esto, con los desnudos, por ejemplo, todas las figuras humanas son modelos. Ellos posan y les tomo una foto, porque el trabajo tiene tanto detalle que no podía tener a una persona inmóvil 20 horas. Preparo el lugar con una iluminación específica y luego trabajo en base a eso.

-¿Proyectas tu trabajo a mayor escala?
-Posiblemente en marzo monte una exposición, en un lugar grande que no puedo decir aún, es sorpresa. Voy a presentar todos mis trabajos, tanto los fanart, los retratos, pero principalmente los desnudos y actrices del cine de oro. Katharine Hepburn, Marlene Dietrich, Greta Garbo, Marilyn Monroe, son algunas de las estrellas del séptimo arte que estarán en la muestra. Cuando trabajo en ese tipo de modelos, obviamente debo buscar en internet. 

-¿Se vende?
-Sí. Cuando quise comenzar con esto siempre lo vi como un negocio, aunque me cuesta un poco, porque no tengo el área comercial muy desarrollada. He enviado trabajos a Coyhaique, Temuco, Santiago, Concepción. Tengo buenos clientes, sobre todo, una que es la estilista de Cecilia Bolocco. Le he hecho tres trabajos, ha ido a mi casa incluso. Cuando comencé a vender trabajos, cobré 500 lucas y pensé que viviría de eso, pero no es así. Lamentablemente, en este país no se valora el arte, si estuviera en Europa quizás podría vivir de esto, pero aquí la gente es muy tradicionalista para las actividades.

Aunque la gente jamás se regodea por el precio, por ejemplo, lo mínimo que cobro son 100 mil pesos por un trabajo y el más caro fue un retrato de familia, eran 4 personas. Por ese cobré como 500 mil.

Comentarios