Municipio arrastra déficit por baja asistencia en jardines infantiles

Por: Carolina Fuentealba 2017-10-02

Municipio arrastra déficit por baja asistencia en jardines infantiles

La falta de recursos genera trastornos en servicios como  calefacción.

Preocupación generó al interior del concejo municipal de Chillán la cifra sobre el déficit que arrastra el municipio por el funcionamiento de los jardines infantiles Junji e Integra bajo administración del Departamento de Educación Municipal. 

El tema fue dado a conocer por el concejal Camilo Benavente, quien afirmó que la deuda suma unos 250 millones de pesos cada año y básicamente “tiene que ver con la insuficiencia de recursos de parte del Gobierno, principalmente al nivel pre básico”, acotó el edil a radio La Discusión. 

De acuerdo al concejal, el problema se genera con la modalidad de entrega de los recursos a los establecimientos municipales, a diferencia de lo que ocurre con los establecimientos administrados directamente por la Junji o Integra. 

“Cuando el gobierno hace un aporte tanto a la Junji como a Integra, paga por matrícula, y en el caso del municipio, a los niños que están en nivel prebásico, paga por asistencia”, sostuvo.

“Ocurre que en el invierno no hay asistencia por las enfermedades, porque hay problemas de salud y lo que ocurre es que a veces llega un 10 por ciento de los niños a clases, por lo tanto el Gobierno no le paga a los municipios la diferencia, distinto de lo que ocurre con Junji o con Integra”, describió.
Aumento de recursos

La directora regional de la Junji, Andrea Saldaña, sostuvo que no ha recibido información formal del eventual déficit financiero que arrastra el municipio chillanejo.

La autoridad explicó que la gestión de los establecimientos administrados por los municipios, corresponde a sus Daem.

“Los jardines infantiles vía transferencia de fondos funcionan a través de un convenio con la Municipalidad de Chillán que es muy relevante para brindar educación pública gratuita y de calidad a los niños y niñas desde la primera infancia. Al ser un convenio, los fondos enviados son administrados por la dirección comunal de educación”, recordó.

Andrea Saldaña desestimó algún tipo de problemas derivados del financiamiento que otorga el Gobierno. 

“Si hacemos un cuadro comparativo, el año 2013 se le transferían entre enero a agosto $636.963.327, el año 2014, en la misma fecha la cantidad fue de $801.540.511 y el año 2015, $959.319.127, a agosto de este año es de $1.048.088.166 pesos”, detalló.

Saldaña puntualizó que  “el aporte de la Junji por cada lactante es de $183.762 y por párvulo de $120.007, en esos millones de pesos no están incluidos los montos que se transfieren desde el año pasado a Educación por la ley 20.905, que creó una asignación para el personal que se desempeña en jardines vía transferencia de fondos con el objeto de incrementar las remuneraciones de directoras, educadoras de párvulos, técnicos, administrativos y auxiliares de estos establecimientos”, enfatizó la directora regional.

Para el concejal Benavente, la solución al déficit “es el  cambio de convenio, es la única manera, tenemos que hacerlo ver a nivel parlamentario ojalá”.

Comentarios