Seremi decomisó 6.625 kgs. de productos cárnicos

Por: Jorge Chávez Fotografía: Seremi de salud 2017-09-11

La vigilancia epidemiológica de la Seremi de Salud se intensifica en Fiestas Patrias.

A cinco días de iniciarse el fin de semana largo por Fiestas Patrias, la Secretaría Regional del Ministerio de Salud del Bío Bío inició hoy un trabajo intensificado de fiscalización a los lugares de expendio de productos cárnicos en Chillán.

La jornada de inspección dejó un total de 6.625 kilos de productos cárnicos decomisados, la mayoría de ellos provenientes de una fábrica de cecinas que abastecía a un número importante de pequeños negocios de la intercomuna.

Deficiencias de infraestructura, falta de higiene, pérdida de la cadena de frío, además de almacenamiento de insumos vencidos en evidente estado de descomposición fue lo que descubrieron los funcionarios de la Autoridad Sanitaria en el centro de elaboración de embutidos ubicado en Avenida O’Higgins, lo que gatilló la incautación de 6.395 kilos de productos, el inicio de un sumario sanitario y la emisión de una orden de prohibición de funcionamiento del local, según datos entregados por la Seremi de Salud de la Región del Bío Bío.

En terreno
La labor de fiscalización  partió en el Mercado Techado de la capital regional de Ñuble, principal centro de abastos de la comuna, en donde se identificó a algunos comerciantes que infringían las disposiciones referidas a los alimentos.

Pese a que está prohibido hacerlo, en la oportunidad el grupo de funcionarios de la Autoridad Sanitaria encontraron en varios locales bandejas con carne molida exhibida para la venta, además de detectar que en algunos productos no se había respetado la cadena de frío.

Asimismo, en la cuadra siete de Maipón, colindante con el Mercado Techado, se suspendió las labores de una fábrica de empanadas por mantener una infraestructura inadecuada, además de graves faltas de higiene.

En total son 20 fiscalizaciones y 10 sumarios sanitarios los que inició formalmente la Seremi de Salud durante su trabajo en terreno, con el que busca garantizar la calidad de los alimentos de origen animal que se ofrecen días previos a las festividades de septiembre.

“Lo que correspondió fue iniciar procesos sumariales y los comerciantes tienen la posibilidad que les da el derecho a defenderse y mostrar pruebas que no incurrieron en infracciones (...), según lo establece la normativa, depende de la gravedad de la falta para que se les asigne una multa; así como hay casos como estos, se debe indicar que la mayoría cumple”, explicó el jefe regional de la cartera de Salud, Mauricio Careaga.

El funcionario de Gobierno aclaró que el proceso de control de la Unidad de Seguridad Alimentaria se centra en esta época en carnes de abasto, donde se verifica procedencia, condiciones de venta al público, características organolépticas normales (color, olor, textura). También se fiscalizan las fábricas de cecinas, verificando condiciones de elaboración, origen de materias primas y sistema de buena manipulación; además de control de medios de transporte de productos cárnicos y alimentos en general, verificando que cuenten con su debida autorización, condiciones del traslado de productos y sistema autónomo que asegure la temperatura.

“En el expendio de empanadas se controla las medidas de higiene en la elaboración, verificando el origen de las carnes, la calidad de materias primas y las buenas prácticas”, explicó Careaga.

Solo en el contexto de las Fiestas Patrias del presente año, la Seremi de Salud del Bío Bío ha completado en Ñuble un total de 41 fiscalizaciones hasta la fecha.

Comentarios