Piden solución para blancos del Laja-Diguillín

Por: Roberto Fernández Fotografía: Mauricio Ulloa 2017-09-08

Clave son adecuaciones de canales, el embalse Zapallar y la recuperación del Lago Laja

Con declaraciones cruzadas sobre el rol del Gobierno en la ejecución de proyectos para entregar agua a los llamados “blancos” del canal Laja-Diguillín (beneficiarios del proyecto que aún no reciben agua), se desarrolló este viernes la asamblea de regantes de la Junta de Vigilancia del río Diguillín (JVRD) en el gimnasio municipal de San Ignacio, actividad que contó con la asistencia de unos 500 agricultores y con la participación de dirigentes y autoridades políticas.

“Llevamos esperando más de 30 años por una solución, se habla de estudios y de estudios y hasta aquí no se ha avanzado nada”, manifestó César Valenzuela, presidente de las áreas blancas de Bulnes.

Con un tono crítico, tanto los regantes como el senador Víctor Pérez y el alcalde de San Ignacio, Osiel Soto (ambos UDI), apuntaron a la supuesta lentitud del Gobierno en concretar obras clave para aumentar la superficie regada por el Laja-Diguillín, como la construcción del embalse Zapallar, la adecuación de canales para llegar a los blancos, y la necesaria regulación del uso de las aguas de la Laguna del Laja por parte de Endesa (hoy Enel), a la que acusaron de sobreexplotar el embalse.

“Que se hagan las cosas, estos cuatro años han sido perdidos para los blancos (...) la falta de definiciones del actual Gobierno en esta materia ha sido lamentable”, sostuvo el parlamentario, quien planteó además que se debe acelerar la ejecución del embalse.

Según el presidente de la JVRD, Juan Carlos Villagra, se ha logrado incorporar más hectáreas al riego y más regantes, “pero hay una tarea pendiente, que es lograr alcanzar el 100% de los blancos, que no han regado y que se han inscrito para regar, en una superficie sobre 8 mil hectáreas, y para eso necesitamos tres cosas: el embalse Zapallar, que solucionará el requerimiento de riego de la zona alta de San Ignacio y El Carmen; elevar el nivel de la Laguna Laja, que hoy está en un 10% de su capacidad, por el uso irracional de las aguas por parte de Enel; y los canales secundarios y terciarios, donde hay un estudio de ingeniería que tiene un retraso de dos años”.

En tanto, el juez de aguas de la JVRD, Francisco Saldías, expresó su preocupación por la disminución del volumen de la Laguna del Laja, el que lejos de aumentar con las nevazones y las lluvias, se encuentra en un nivel inferior al de septiembre de 2016. El dirigente apuntó a Enel como responsable del uso irracional del recurso y planteó que la DOH debe actuar para evitar que se extraiga agua en invierno y establecer una regulación más estricta.

La respuesta
La respuesta no se hizo esperar. Primero del jefe del proyecto embalse Zapallar, Luis Alvear, de la DOH, quien desde la perspectiva técnica explicó lo que se ha avanzado en cuanto a la adecuación de canales para aumentar la superficie regada, y por otro lado, en la actualización del diseño de ingeniería del embalse Zapallar, que tiene un 30% de avance y que debiera concluir en octubre de 2018.

El profesional precisó que se ha logrado aumentar en 1.500 hectáreas y esta temporada, 800 nuevas hectáreas de los blancos. “Actualmente estamos regando 2.300 hectáreas de los blancos, y el resto se va a abordar con el acondicionamiento de canales”.

Más enérgico fue el gobernador Álvaro Miguieles, quien lamentó los dichos de Pérez, y subrayó que la actual administración está avanzando en el diseño del futuro embalse, al tiempo que reconoció el retraso en la ejecución del estudio de adecuación de canales, que está a cargo de la consultora Cygsa, la que según informó Alvear, ha sido multada por la DOH en varias ocasiones.

Miguieles subrayó que “el embalse Zapallar es una prioridad para el Gobierno” y anticipó que “estamos a cinco años de lograrlo”.

Comentarios