“Quedé encantado con la historia del pasado amateur de Ñublense”

Por: Rodrigo Oses Fotografía: La Discusión 2017-08-21

Danilo Mora tiene 33 años, es profesor de historia y geografía del Colegio Ciudad Educativa de Chillán, pero desde los 14 que es fanático de Ñublense.
Motivado por ese amor incondicional, decidió investigar la historia no contada del Rojo para dar vida al libro: “Los Muchachos de la Ñ”, La historia de los anónimos”, que lanzará a fines de agosto en una fecha y lugar por confirmar.

En 220 páginas repasa los hitos, personajes olvidados y la vida social y cultural del club que marcó a la ciudad a partir de 1916.

-¿En tu libro abordarás la desconocida o poco difundida época amateur de Ñublense, desde su fundación en 1916 hasta 1958 en vísperas de su ingreso al profesionalismo?
Está enfocado hacia el rol social y cultural de Ñublense, en la época amateur desde su fundación. Son cerca de 15 capítulos entre ellos, los clásicos, que eran con Unión, los desafíos, la fundación, el rol social y cultural, la importancia del Liceo de Hombres de Chillán en la primera mitad del siglo 20, los jugadores diferentes, la celebración de los aniversarios y los seguidores de Ñublense, entre otros. 

-¿Qué es lo que más te cautivó de este pedazo romántico de historia del club?
Me llamó la atención que Ñublense tuvo una vida continua en la época amateur, a diferencia de otros clubes que entraron en receso o desaparecieron, eso es como lo que le da la fuerza para que lo lleven al profesionalismo. Me llama la atención como fue un equipo que en poco tiempo se transformó en una institución potente en la ciudad. En otros detalles que me llamaron la atención fue que la Banda del Regimiento desde siempre tuvo una relación estrecha con Ñublense. También surgieron datos importantes como el primer extranjero que jugó en Ñublense, el primer capitán y jugador Belisario Galaz, la familia Fagnilli, el poeta futbolista, etc.

-También relevas la importancia de dirigentes olvidados como Roberto Cortázar, padre del ex jugador y técnico Eduardo.
Sí, de hecho conversé con Eduardo Cortázar. Siento que la familia Cortázar representa ese nexo entre el amateur y profesionalismo. Don Roberto vivió todo ese período amateur, haciendo las cosas a pulso, compartiendo con los amigos de Ñublense. Eduardo Cortázar era alumo del Liceo de Hombres, le da ese toque romántico cuando llega con 15 años a Ñublense, luego es capitán y salta a la Selección Chilena que enfrentó a Brasil en el estadio Maracaná.

-¿Qué jugadores de esta época te sorprendieron por sus particulares historias ligadas al amateurismo?
Bueno, entre los que surgieron en la investigación me llamó la atención el jugador Luis Fonseca, que jugaba de diez en la década del 30, que además era redactor del Diario La Discusión, es decir, jugaba y después escribía la crónica del partido en el que había jugado, eso lo encontré anecdóctico. También la historia del primer poeta-futbolista,  que fue uno de los fundadores del Círculo Literario de Ñuble, pero que antes, en su primera etapa, fue jugador de Ñublense y luego socio, es parte de esa alma del club que me llamó la atención.

-¿Cuál es el principal objetivo que persigues con el lanzamiento de este libro?
Bueno, que se haga conocida esa parte de la historia de Ñublense. Que se abran espacios para nuevas investigaciones, que se encanten con la historia y develar el manto que cubre la historia del Ñublense amateur. Ojalá que surjan más interesados en investigar la historia amateur. La invitación es que se conozca lo que se hizo. Ojalá que sirva para reafirmar y robustecer la identidad de un club centenario que por la contingencia se deja de lado y se ve mermada la identidad. Yo quedé encantado con la historia del pasado amateur de Ñublense y me gustaría seguir investigando en otras etapas del club.

-¿Cuánto costará el libro para los hinchas que lo deseen adquirir?
No debiera superar los 7 mil pesos. Lo hicimos con la editorial “Jinete Azul” de Patricio Contreras que estuvo a cargo de la diagramación y edición. Espero que la gente disfrute este libro. Sobre todo el hincha de Ñublense.

Comentarios