Pagó caro su falta de osadía en Coquimbo

Por: Rodrigo Oses Fotografía: Agencia Uno 2017-08-19

Ñublense salió a no perder en Coquimbo y terminó mascando la rabia de la derrota.

Los “diablos rojos” cayeron por la cuenta mínima ante los “piratas”, perdieron el invicto de tres fechas y prolongaron la mala racha en la Cuarta Región, donde no ganan desde el año 2007. El equipo de Astorga no logró levantar su nivel de juego y  apostó por jugar al contraataque.

Bajo esta fórmula, tuvo un par de aproximaciones por intermedio de Vicente Gatica, Gaspar Páez y Camilo Ponce, apelando a los chispazos creativos de Matías Arrúa, que se fue diluyendo ante la posesión de balón del cuadro coquimbano.

Siempre fue el cuadro local el que más propuso de la mano de Iván Ledezma, y en el complemento, con la velocidad de Leonardo Monje.

La expulsión de José Antonio Rojas, a casi 15 minutos del final, marcó el trámite porque cuatro minutos más tarde, Coquimbo Unido, que tenía la pelota, pero no llegaba con riesgo, decretó el 1-0 con un zapatazo de Daniel Malhue, quien acabó con el invicto de Contreras, que duró 347 minutos.

Con esta derrota Ñublense bajó al octavo lugar con cinco puntos y el próximo domingo recibe a Cobreloa.

“Falta de audacia”
“Marca un antes y un después la expulsión, ya que hasta ahí el partido era parejo. Ni ellos ni nosotros nos habíamos creado ocasiones, pero salió expulsado Rojas y debido a ese espacio, nos marcaron. Nos faltó audacia en las contras que teníamos para terminar la jugada”, analizó el DT Emiliano Astorga. 

“Salimos a jugar de contragolpe, pero la expulsión condicionó el partido”, sentenció cabizbajo el capitán, José Antonio Rojas.

Comentarios