Harboe pide rebaja local de tarifas para adultos mayores

Por: Sergio Bustos Fotografía: Senama 09:35 PM 2017-08-09

Un día después que la Presidenta Michelle Bachelet anunciara que la tarjeta de rebaja para los adultos mayores en el Metro de Santiago no tendrá tope de viajes (eran 14 semanales), el senador por Ñuble Felipe Harboe (PPD) pidió al Ejecutivo replicar la medida al resto de las regiones del país. 

A juicio del parlamentario, -ex subsecretario del Interior durante la primera administración bacheletista- se hace necesario hacer extensivo el beneficio capitalino a jubilados y pensionados de las otras regiones de Chile, “quienes también deben desembolsar dinero en transporte público y en muchas ocasiones se enfrentan a realidades más vulnerables que en la capital de Chile”. 

Harboe, junto con celebrar la determinación presidencial, recalcó que se requiere descentralizar los aportes estatales, y no focalizar solo la atención en la Región Metropolitana. “Bien por la Presidenta que ha anunciado esta medida en el Metro, pero los adultos mayores que viven en regiones tienen más necesidad de contar con una rebaja en la tarifa de transportes que los que se encuentran en Santiago”, subrayó  Harboe, quien desde hace dos años está solicitando perímetros de exclusión para que los mayores de la Circunscripción 13 (Bío Bío Cordillera) cuenten con un descuento efectivo en sus pasajes.

Una solicitud similar a parlamentarios de distintas bancadas realizó la Asociación Nacional de Adultos Mayores, cuyo timonel, Hugo Guíñez,  incluso ha socializado en el Congreso la necesidad de otorgar gratuidad para ese grupo etario. 

“Nos parece más que razonable lo que plantea el senador Harboe. Es imposible para un adulto mayor costear pasajes con pensiones miserables que muchas veces no superan los $80 mil. Hay países en que viajan gratis, y en Chile el Estado podría perfectamente concretarlo, pero si no está la voluntad política, es difícil. De todas maneras, sí sería una gran ayuda que los pasajes tuvieran un descuento de al menos un 50%”, dice Guíñez, agregando que uno de los motivos recurrentes de uso de locomoción colectiva por parte de personas de la tercera edad es la asistencia a controles médicos a centros de salud primarios y hospitales. 

“Por eso es imperioso que tengamos rebajas. Todo esto se podría gestionar más fácilmente si existiera un Ministerio del Adulto Mayor y una ley integral que protegiera a todos aquellos que han aportado parte de sus vidas al desarrollo del país, pero que a pesar de eso no tienen ninguna compensación  razonable por parte del Estado”, comenta Guíñez. 

La cifra de la rebaja
Con la medida anunciada por Bachelet, los usuarios jubilados pagan solo $210 por el pasaje de Metro en todo horario (en horario punta el costo es de $740), mientras que  el costo de la Tarjeta de Adulto Mayor  -que es personalizada- es de $1.000 hasta el 31 de agosto. Luego aumentará a $1.550. 

Entre los requisitos para poder acceder a este beneficios se incluyen que las mujeres sean mayores de 60 años y los hombres mayores de 65 años, además de percibir una pensión o jubilación. Para obtenerlo, solo se necesita presentar la última liquidación de pensión y una fotocopia de la cédula de identidad. 

La Mandataria solicitó a las carteras de Hacienda y Transportes, ejecutar la rebaja permanente en el menor tiempo posible, a raíz de reclamos que los propios usuarios realizaron. 

Comentarios