Ñublense se juramenta ser fuerte como local

Por: Rodrigo Oses 2017-07-23

Cuenta una fuente de Ñublense que si hay una premisa que en cada entrenamiento Emiliano Astorga le recuerda a sus jugadores es la obligación de ganar en casa. “Siempre se los recuerda, todos días, muchachos hay que trabajar duro, para ganar en casa, los tres puntos siempre se quedan en casa”, revela. Es por eso que tras la tempranera eliminación de la Copa Chile a manos del campeón vigente del fútbol nacional, Universidad de Chile, Ñublense sólo apuesta a debutar con un triunfo como local ante el corajudo Deportes Copiapó, por la primera fecha del Torneo de Transición de la Primera B.

Astorga confía en que su equipo impondrá sus términos como anfitrión y será protagnista de la Primera B. “Lo que viene en el torneo de la B es diferente a la Copa Chile, porque ahora enfrentamos a un equipo de la misma categoría, tenemos que hacernos la idea de que seremos protagonistas de la Primera B”, reflexiona el entrenador del Rojo, quien anticipa un duro torneo.

“Será un torneo duro, parejo, no hay mayores diferencias entre los equipos, hay que prepararse para eso, pero hay convicción para de que hay buen equipo. Esperamos tener un buen inicio de local y arrancar con todas las pilas cargadas este campeonato”, refuerza el estratega. Para el choque con los nortinos de la Tercera Región, Astorga utilizará a José Antonio Rojas, en desmedro de Hugo Bascuñán que está suspendido, y ratificará a Varas como titular a pesar que aún no está en su mejor condición física.

“Ma da confianza Rojas, por eso no era necesario que ganara minutos ante la U porque ya ha jugado antes con Pedreira. A Sebastián Varas que le quise dar un apretón fuerte y por eso jugó 60 minutos, sabía que no iba a durar todo el partido, pero espero que llegue a su mejor nivel, porque necesitamos su capacidad goleadora”, aclara Astorga, quien también anticipó que Matías Améstica arrancará jugando como lateral zurdo frente a los copiapinos, cumpliendo con el cupo sub-20 que exige el reglamento.

“Estamos preparados”

En el plantel ya dieron vuelta la página tras la eliminación de Copa Chile y apuestan por una victoria en Chillán. Además, le piden al público local que llegue en masa el domingo para alentar al equipo.

“Nos sentimos preparados para enfrentar el torneo, estos partidos nos sirvieron para tener rodaje, sin menospreciar a los equipos de la B, creo que los partidos del torneo serán distintos. Será complicado el torneo, porque muchos equipos de la B se armaron muy bien”, reflexiona el portero Sebastián Contreras. El golero recibió un golpe en el hueso de la cadera derecha cuando se estiró para evitar, sin éxito, el segundo gol de Benegas ante la U, pero aclaró que la dolencia no le impedirá jugar el domingo ante Copiapó.

Por su parte, el zaguero José Antonio Rojas, destacó que a pesar de las dos derrotas en Copa Chile, “dejamos una grata impresión en los dos partidos que jugamos con la U”. Sobre la falta de finiquito que mostró el equipo, recalcó que “las oportunidades las tuvimos, solo nos faltó estar más finos, pero sé que eso vendrá con el trabajo, somos  un plantel nuevo que recién llevamos dos partidos oficiales y vamos a ir mejorando”.

En lo personal, confesó que está en óptimas condiciones para debutar el domingo como titular haciendo dupla con Emiliano Pedreira, con quien jugó gran parte de los partidos la temporada pasada bajo la dirección técnica de Pablo Abraham. “Estoy de alta hace una semana y media y entrenando a la par con mis compañeros , estoy a disposición de mis compañeros, que nos vayan a apoyar, queremos partir con el pie derecho este torneo y esperamos que vaya mucha gente a apoyarnos”, sentencia.

Con el pie derecho

Para el volante de corte Luciano Gaete no hay margen para el error y es vital arrancar ganando. “Queremos empezar con el pie derecho ganando en casa para meternos de inmediato en la parte alta de la tabla. Sabemos que tenemos que corregir algunos errores y algunas dudas, pero creo que el equipo está preparado para hacer un buen torneo”.

El corajudo mediocampista destacó que “el público de Chilláns se dio cuenta que somos un equipo ordenado, y trabajador, que en el torneo va a dar la pelea, que trabaja de manera seria y que dará resultados”. El zaguero Emiliano Pedreira reconoce que “debemos mejorar aspectos defensivos y ofensivos, para arrancar bien en casa”.

También hizo un llamado a la hinchada chillaneja para que se acerque en masa al estadio Nelson Oyarzún el domingo a las 15.30 horas. “Ojalá que la gente venga y el estadio esté lleno para dar lo mejor de nosotros ante Deportes Copiapó”, concluyó.

El volante mixto Sebastián Paéz es enfático. “No tenemos que cometer más errores, y ganar en casa porque queremos pelear arriba. La gente yo sé que nos apoyará y nosotros debemos responder en casa”, sentencia. La última victoria que Ñublense cosechó en casa fue el 23 de abril del 2017, precisamente ante Deportes Copiapó por la penúltima fecha del torneo anterior de la Primera B.

Los autores de los goles fueron Eduardo Vilches y José Antonio Rojas. El domingo, el Nelson Oyarzún volverá a abrir sus puertas para el estreno de un renovado Ñublense que no quiere defraudar a su gente.
 

Comentarios