Premian a 11 vinos del Valle del Itata

Por: Roberto Fernández Fotografía: Luis Campos 08:45 PM 2017-07-11

Medallas de oro y plata obtuvieron 11 vinos del Valle del Itata en el concurso Catad’or Wine Awards 2017 realizado en Santiago y cuyo resultados fueron entregados este lunes.

Con 22 años de historia, se trata de una de las competencias de vinos más importante de Chile y una de las más reputadas de Latinoamérica, que a partir de este año comenzó a evaluar vinos de otros países.

Según explicó el enólogo Edgardo Candia, asesor de pequeñas viñas de la zona, uno de los principales atributos de esta competencia es la calidad de los integrantes del jurado, que está compuesto por 45 especialistas internacionales. “Mientras más amplio y de más experiencia es un panel, mucho mejor nivel tiene el concurso”, detalla.

De las 215 medallas que entregó este año el concurso (16 gran oro, 118 de oro y 81 de plata), 11 recayeron en manos de pequeños productores apoyados por Indap a través de la línea de Vinos Capesinos, y en la Viña Mannle, de Bulnes.

Recibieron oro los espumantes Brutall 2016 de Lucía Torres y Don Claudio 2016, de Vinos Don Goyo (Carlos Carrasco). También el Cinsault Rosé 2016 de Mora Reyes Secano Single Vineyards (Fabián Mora); el Cinsault 2016 de Vinos Magenta; el Cinsault 2016 de Nüyün; y el Cinsault  2016 de Prófugo. Todos estos corresponden a la línea Vinos Campesinos, del Indap.

En tanto, recibieron plata el Cinsault 2016 y el Pinot Noir 2015, ambos de Viña Mannle.

Asimismo, recibieron medalla de plata el espumante Brutall 2016 de Joel Neira; el Cinsault 2016 de Trifulca y el Moscatel de Alejandría 2016 de Vinos Moscin. Este grupo también corresponde a los Vinos Campesinos.

Según explicó Candia, quien asesora a Vinos Magenta, Lucía Torres, Don Goyo y Joel Neira, “es primera vez que los Vinos Campesinos participan en este concurso, los que pudieron hacerlo gracias a que Indap envió algunas muestras al concurso, porque eso tiene un costo”.

Añadió que estas medallas son “un reconocimiento al esfuerzo de los productores, al trabajo de varias entidades, como las municipalidades, el Indap, un conjunto de esfuerzos compartidos”.

Explicó que los vinos premiados son un reflejo, además, del foco que han puesto los productores en la elaboración de vinos Cinsault y Moscatel. “De País es poco lo que se está embotellando, ahí hay una tarea pendiente, de poder sacar más País y también espumante de País”, acotó el profesional.

Efecto en las ventas
En términos prácticos, Candia sostuvo que la obtención de estas medallas contribuirá a mejorar las ventas de estos pequeños productores. “Hay un efecto súper importante en la parte comercial, el productor chico llama la atención, sobre todo cuando es chico, el consumidor más especializado trata de acercarse más, porque anda buscando cosas distintas, hasta las mismas tiendas especialzadas de vinos buscan a estos proveedores y el consumidor se acerca más y los pide”.

Lo anterior está en línea con los proyectos del Indap que apuntan a la apertura de una tienda de vinos campesinos en el Mall Arauco Chillán y de una distribuidora en Santiago.

En cuanto a la tienda en Chillán, cuya apertura estaba prevista para marzo, pero se pospuso para agosto, Candia manifestó que será una gran vitrina para los vinos locales, pero advirtió que aun son pocos los vinos campesinos que están en condiciones de ser distribuidos por este canal.

No obstante lo anterior, el enólogo, quien además trabaja en el Centro de Extensión Vitícola del Sur de UC Davis y la Universidad de Concepción, enfatizó que estas distinciones demuestran que el nivel alcanzado por los vinos campesinos no tiene nada que envidiar a los demás. “Con un buen trabajo, una buena asesoría, una preocupación constante y el apoyo, y que los productores se crean el cuento, que pueden sacar un producto bueno como cualquiera, si está la materia prima, el clima, el suelo, lo pueden hacer, y esto hay que replicarlo mucho, porque es una de las soluciones para salvar la vitivinicultura del Valle del Itata, lamentablemente aun son pocos”.
Vinos para el turismo

Este martes comenzará el proceso de selección de vinos del Valle del Itata para el ingreso a la industria turística regional y participación en eventos.

Se realizará a través de una “cata a ciegas” a cargo de un panel de expertos en las instalaciones de Inacap Chillán y tiene como objetivo contar con una carta de vinos del Valle del Itata, técnicamente recomendada por profesionales del área, para su comercialización en los principales hoteles, restaurantes y tiendas boutique de la Región del Bío Bío.

Comentarios