Paola Becker: "Jamás he tenido conflicto de intereses"

Por: Cristóbal Vaccaro Fotografía: Archivo | La Discusión 2019-01-11

A través de su perfil en Facebook, la gobernadora de Diguillín, Paola Becker, abordó la polémica tras la desvinculación de una empresa propiedad de un familiar de su esposo, que se había adjudicado el reparto del agua potable en Chillán y Chillán Viejo.

Cabe recordar que el pasado miércoles, la Intendencia de Ñuble informó que suspendió los servicios de la empresa Sotrafer SpA que mantenía a su cargo la entrega del recurso en comunas que se encuentran en la jurisdicción de la gobernanza de Becker.

Ello, puesto que la firma pertenecía a un sobrino directo de su esposo, el abogado y administrador de la Municipalidad de Chillán, Ricardo Vallejos.

"Quiero señalar, que jamás he tenido conflicto de intereses en mi vida pública, y el día que lo tenga, renunciaré a mi cargo, que es lo que corresponde moralmente hacer", explicó la autoridad.

Dentro del texto, donde dijo que no pudo evitar sentirse afectada por la situación, Becker también hizo un llamado a su partido, Renovación Nacional.

"Hago un llamado a mi sector político y en forma especial a mi partido, Renovación Nacional, a quien agradezco por cierto el apoyo y cariño de siempre; el llamado es a la unidad, la gente espera esa grandeza de quienes somos políticos", enfatizó.

A lo anterior agregó que la oposición podría sacar algún rédito político de la polémica por la distribución del agua potable en la región de Ñuble, luego que la Intendencia, tras una consulta de mercado, entregara el servicio a ocho empresas, una de las cuáles pertenecía a su familiar político.

Revisa el texto completo, a continuación:

 

Comentarios