Confirman fondos para diseño de paso a desnivel en Lantaño

Por: Edgar Brizuela Fotografía: Mauricio Ulloa 10:00 PM 2018-09-08

Actualizar los planes reguladores y planes de desarrollo territorial de varias comunas de Ñuble, modelar el paso bajo nivel de Parque Lantaño y concluir varios proyectos relacionados con el Plan Maestro de Transportes de la capital regional son algunas tareas prioritarias del Ministerio de Vivienda y Urbanismo.


Dentro de la cartera de proyectos que deben ser ejecutados en los próximos años figura la proyección del futuro paso que facilitará el desplazamiento de vehículos entre el centro y Parque Lantaño.


En este sector, de gran crecimiento poblacional, la conectividad es uno de los grandes problemas, produciéndose congestión en horas peak que no han podido ser enfrentadas por las autoridades, ni a través de la apertura de nuevas vías ni con el ensanchamiento del cruce a cuatro pistas, plan municipal sobre el cual no se tienen noticias concretas tras la última licitación.


Para enfrentar el problema de manera definitiva, se concibió la construcción de un paso bajo nivel que debería haber estado a disposición de la comunidad el año 2007, cuando fue remodelada la avenida Martín Ruiz de Gamboa. Aquello no ocurrió debido a que faltaban obras previas de evacuación de aguas lluvias.


El tema será retomado desde este año, confirmó el seremi de Vivienda del Bío Bío, Emilio Armstrong, con el llamado a concurso para el diseño del referido paso en desnivel por un total de $99 millones.


Este proyecto de vialidad urbana comenzaría con los análisis de ingeniería y de costos durante el último trimestre de este año y sería una solución de mediano plazo para la conectividad de una zona de explosivo crecimiento inmobiliario en Chillán.


45% de avance de diseño clave


Una obra ligada estrechamente al Plan Maestro de Transportes de Chillán, que está en proceso de ejecución a través de diseños de los ejes que serán modernizados, es el de las calles España y Central.


En este caso, planteó Armstrong, el diseño lleva un 45% de avance y se estima que el informe final tendría que ser entregado durante el mes de marzo de 2019.


En este caso, el proceso de licitación busca desarrollar el estudio de la modernización de ambas calles entre las avenidas Argentina y Los Puelches, con lo que se pretende darle fluidez a la operación de transporte urbano de la comuna.


El informe no se debe circunscribir solo a esas arterias, sino que sumar a otras como O’Brien, 12 Oriente y Avenida Inglesa, que corresponde a la vialidad existente en la zona y que permiten la conexión de Av. Argentina con Los Puelches.


La avenida considera una longitud de 2,1 kilómetros, y tras el diseño deberá hacerse el anteproyecto de ingeniería y finalmente el estudio de detalle para el mejoramiento integral del par de calles.


En el informe de prefactibilidad, ejecutado previamente por la Seremi de Transportes, el costo estimado para modernizar ambos ejes llegaría a los $3 mil millones. Este monto sería entregado por Vivienda una vez que se le dé visto bueno al proyecto.


Armstrong explicó que otro proyecto del Plan Maestro es el del mejoramiento de la Avenida Huambalí, cuyo diseño tiene un 75% de avance y estará listo en marzo de 2019. En este caso, no se encuentra dentro de la cartera de proyectos del Minvu, sino que tendría financiamiento del Gobierno Regional.


Y en marzo de 2019 tiene que ser entregado el diseño final para la Plaza Héroes de Iquique de Chillán, el que tiene un costo de aproximadamente $48 millones.


Planes Reguladores


En el ámbito de la planificación, Vivienda tiene en desarrollo el Estudio de Actualización del Plan Regulador Intercomunal de Chillán-Chillán Viejo (Prich). Este se encuentra en elaboración por parte de la empresa Consultora Urbe Ltda. y según su avance, se estima que finalizará en el mes de mayo de 2019. Su contratación consideró un monto total de $129.600.000.


El diseño del nuevo Prich, según antecedentes de la Seremi de Vivienda, comenzó el pasado 31 de agosto de 2017 luego de que fuera suscrito un acuerdo entre la Seremi y Consultora Urbe Diseño y Gestión Urbana Ltda. 


Según el contrato firmado entre las partes, el estudio tendrá una duración de 622 días corridos y tendrá un costo de $129.600.000.


El objetivo de la actualización de este instrumento es orientar y regular el desarrollo físico de las áreas urbanas y rurales de la intercomuna formada por  Chillán y Chillán Viejo. 


Uno de los temas relevantes de este plan es que en su proceso de elaboración se planificó un trabajo en conjunto con los actores relevantes del territorio intercomunal, del ámbito público, privado, social, académico y político, que se reunirán para discutir y definir los temas relevantes del desarrollo del territorio.


Además de la actualización del Prich, durante este estudio se elaborará un Plan de Inversiones en Infraestructura de Movilidad y Espacio Público, el cual deberá definir una cartera de proyectos, obras y medidas de carácter territorial, que permitan planificar y priorizar los proyectos de espacio público que se ejecutaran en los próximos años. 


Según antecedentes de la Seremi de Vivienda, “la intercomuna de Chillán-Chillán Viejo será una de las primeras a nivel nacional en elaborar un plan de estas características”.
La actualización del instrumento de planificación plantea una revisión integral del instrumento vigente desde el año 2007, ajustando su normativa a las disposiciones legales y reglamentarias actuales, considerando los criterios de la jurisprudencia administrativa emanada de la Contraloría General de la República y considerando las necesidades de desarrollo actuales y futuras del territorio intercomunal. 


Dentro del análisis, están consideradas todas las materias que atañen a un Plan Regulador Intercomunal en el área urbana, como analizar las zonas de extensión, la clasificación de la red vial pública, los terrenos destinados a vías expresas, troncales y parques.


Adicionalmente, el plan considera definiciones y normas urbanísticas de la infraestructura y las actividades productivas de impacto intercomunal, la  definición de las áreas verdes intercomunales, áreas de riesgo, el reconocimiento de las áreas de protección de recursos de valor natural y patrimonial.


En el área rural, en tanto, se pretende definir áreas de riesgo o zonas no edificables, las áreas de protección de valor natural y patrimonio cultural  y los usos de suelo para la aplicación de permisos de construcción en áreas  rurales.


Resto de Ñuble


Adicionalmente, el Minvu financió la actualización del Plan Regulador Comunal de Cobquecura, el que se encuentra en fase de adjudicación. Este estudio debiera comenzar durante este mes y termina en abril de 2020. El documento fue adjudicado a la consultora Sur-Plan Ltda., por $95.000.000. 


A pesar de que no es inversión sectorial, profesionales del organismo fueron asignados a prestar la asesoría técnica a las comunas de Quirihue, Pinto y El Carmen, que solicitaron dicha asesoría para modificar sus instrumentos de planificación territorial, con recursos propios o de otros organismos del Estado.


Armstrong recalcó que “son 17 las iniciativas impulsadas para el Minvu en la línea urbana para obtener financiamiento del presupuesto 2019 con la nueva Región de Ñuble, con una inversión que supera los 16 mil millones de pesos”. 


De los 17 proyectos para 10 comunas de la Nueva Región, siete cuentan con recomendación satisfactoria (RS) por parte del Ministerio de Desarrollo Social y los 10 restantes están en proceso de formulación por los profesionales del Minvu.


Dentro de los proyectos emblemáticos, está el mejoramiento y accesibilidad del sector sur oriente Chillán- Chillán Viejo, por $1.250.000.000; la construcción de ciclovías urbanas en Chillán, por $5.100.000.000 o el mejoramiento del espacio público Parque Quirel de San Carlos por $774.000.000.


El actual seremi de Vivienda de Ñuble, el arquitecto Carlos Urrestarazu Carrión, destacó que la entidad tiene como prioridad continuar generando proyectos habitacionales mediante subsidios.


“Tenemos una realidad que nos ha revelado la encuesta Casen en las últimas semanas como es que esta es la segunda región más pobre de Chile. Lógicamente es algo malo, pero tenemos que verlo como una oportunidad”, dijo.


La Casen, agregó Urrestarazu, puso de manifiesto “las carencias  que existían en temas de pobreza en conectividad  en vivienda y ruralidad y de acuerdo a eso hay que hacer un fuerte impulso al subsidio rural”. 


Urrestarazu, destacó que en el caso del Plan Maestro Vial para Chillán, es un tema prioritario que “es muy ambicioso y que busca darle una estructura urbana de transportes y con corredores más acordes a los tiempos actuales y tomar una escala de capital regional”.


Este Plan Maestro (que costaría más de $150.000 millones), agregó, debe ser visualizado de manera intersectorial, con el fin de que sea más asequible y pueda ser concretado para beneficio de la ciudad.

Comentarios