Caída de tronco habría causado fatal accidente

Por: Felipe Ahumada Fotografía: Gobernación de Linares 2017-05-18

La caída de un tronco desde un camión cargado con madera, habría sido lo que forzó al conductor de Uber, Sergio Antonio Saavedra Castro, a realizar una maniobra a alta velocidad, sobre carpeta asfáltica mojada por la gran cantidad de lluvia caída, en el kilómetro 317 de la Ruta 5 Sur, a la altura de Longaví, en la Región del Maule, en horas de la mañana de este miércoles.

Y lo anterior hizo que el vehículo chocara contra una ladera y cayera, destrozado, a un canal de regadío paralelo a la carretera.

A bordo iban cinco personas de Chillán, tres de ellas murieron.

Las víctimas fueron Nicole Alejandra Valenzuela Gacitúa, estudiante de Educación Parvularia en el Instituto Santo Tomás; su prima, Francisca Javiera Chandía Valenzuela; y el amigo de ambas, Diego Aroca.

Ellos habían acompañado a Víctor Hugo Pilquimán Betanzo, marido de Francisca Chandía, a comprar un auto a esa ciudad, “y como eran amigos de este joven que era conductor de Uber, le pidieron una carrera. Nosotros fuimos a hablar con Víctor Hugo, que está todo quebrado en el hospital de Linares, pero estaba consciente, y él nos dijo lo de la caída del tronco”, contó a LA DISCUSIÓN, Paulo Valenzuela, padre de Nicole y tío de Francisca, quien estaba a la espera de la entrega de los cuerpos en el Servicio Médico Legal de Talca.

Destruido por la muerte de ambas jóvenes, su único consuelo era que el pequeño Ever Maximiliano Pilquimán Chandía, de 11 meses de edad, hijo de Francisca, “se salvó, no le pasó nada, se lo llevaron al hospital solo por precaución ya que como hubo derrame de combustible había riesgo de que hubiese inhalado bencina, pero no tiene ninguna lesión”.

En tanto, el conductor del vehículo Kia Cerato siniestrado, fue derivado al hospital de Talca tras ser ingresado en primera instancia al servicio de Urgencias de Linares, pero en horas de la tarde, volvió a ser internado en esta última ciudad, en la que aún se encuentran los otros dos supervivientes del accidente.

Nada oficial aún
Pese  a la versión que maneja la familia y que sitúa a un camión que transportaba madera de sur a norte, desde la Subcomisaría de Investigación de Accidentes de Tránsito (SIAT) de Talca, afirmaron que “por el momento no se consignan esas incidencias en el parte, solo se puede decir que el conductor del vehículo perdió el control de éste por causas que son investigadas, y se fue hacia un costado de forma paulatina y permanente”.

Esta última frase descartaría, incluso, la tesis de una evasión brusca.

De todas formas en Carabineros admiten que por el estado de salud de los sobrevivientes, y en especial la del conductor, aún no les ha sido posible tomarles declaraciones y “dependiendo de lo que ellos nos puedan aportar, se pueden considerar otros factores”.

Siempre dentro del contexto investigativo, carabineros afirmó que el conductor estaba con toda su documentación vigente y descartaron la presencia de alcohol como causa incidental o basal del siniestro.

Pesar en el mercado
Para la familia de Francisca y Nicole no les resultará en lo absoluto extraño el que haya sido Paulo Valenzuela quien haya llegado a hacerse cargo de los trámites legales a Linares.

“Lo que pasa es que todos nosotros, me refiero a casi toda la familia, vivimos muy cerca, casi juntos y así crecimos, muy unidos. Pero yo diría que todos los sobrinos al final, vemos al tío Paulo como nuestro padre, porque fue él quien nos crío a todos”, comenta Claudio Parra, primo de ambas víctimas fatales.

Claudio, como su tío Paulo y muchos otros integrantes de esta familia, son conocidos trabajadores del terminal hortofrutícola de Chillán, por lo que desde temprano comenzaron a recibir manifestaciones de apoyo por parte de quienes por años han trabajado ahí.

Los cuerpo de ambas primas serán velados en el mismo domicilio, ubicado en la Población El Roble, lo mismo con el joven Diego Aroca, cuyo cuerpo fue el último en salir desde el SML de Linares, para ser velado en su casa en el sector oriente de Chillán.

Comentarios