Vecinos a punto de sacar un pub desde el centro

Por: La Discusión 2017-04-21

El gobierno comunal se apresta a cambiar el modo en que se relaciona con los numerosos pubs que existen en el centro de la ciudad y que generan según antecedentes de vecinos problemas de inseguridad ciudadana.

Los problemas denunciados en el entorno del Restaurante Decibel no parecen ser aislados, sino que se replican en otros sectores de la ciudad donde la población comienza a rebelarse contra los ruidos molestos, el ataque a propiedades, el consumo de alcohol y drogas en calles y veredas hasta altas horas de la madrugada.

Este jueves vecinos que viven en los alrededores del céntrico restaurante visitaron al concejo reunido en una comisión  especial de Alcoholes donde pudieron abundar en antecedentes sobre los severos inconvenientes que sufren diariamente como resultado de las operaciones del local y sobre todo por los excesos de sus usuarios la mayor parte adolescentes.

Los vecinos pidieron al concejo y a las autoridades municipales presentes que cierren el establecimiento o lo clausuren a través de la no renovación de la licencia que tiene para operar.

El concejal Joseph Careaga, quien preside la comisión Alcoholes, indicó que “estamos ante un caso extremo y denunciado por los vecinos. El cierre de Decibel depende de antecedentes técnicos como la existencia de multas o sanciones que deriven en que no renovemos la patente de funcionamiento, pero eso está por verse”.

La eventual renovación de las credenciales de operación se debe revisar en junio próximo cuando la municipalidad pase a consideración del concejo la extensión por un año más.

El concejal Camilo Benavente agregó que los antecedentes que manejan son de tal gravedad que “mi postura es que por el bienestar de los vecinos no podemos extenderle la patente a Decibel, así de simple”.

La información de vecinos y concejales concuerda con los datos registrados por personal municipal de Fiscalización. Daniel Fuentes Almendra, jefe de Inspección, cuya unidad ha redoblado las acciones en terreno, mencionó que el jueves pasado visitaron el negocio pudiendo advertir gran consumo de alcohol por parte de jóvenes presentes.

El sitio tiene patente de restaurante, pero los vecinos expusieron que la existencia de una carta de alimentos es una mera fachada, pues el negocio del recinto es vender “alcohol a destajo a los jóvenes”.

Como producto del control que incluyó a Carabineros, dijo Fuentes, el local recibió una sanción que, señalan ediles, se habría sumado a otras que exhibe Decibel y que la ponen en riesgo eventual de no acceder a la patente.

Durante la reunión con vecinos y autoridades, directivos del pub pidieron disculpas por los excesos de los jóvenes que concurren al local apuntando que jamás se imaginaron los efectos advertidos por la población.

Pero los vecinos confían en que los concejales y el municipio con todos los antecedentes entregados rechazarán la patente.

Vecinos de otros sectores como de Av. Argentina y de la esquina de Arauco con Gamero piden que Fiscalización municipal y Carabineros realicen controles que permitan registrar los excesos de locales que afectan la calidad de vida de la gente y que deben salir de barrios residenciales.

Comentarios