Cae banda con 309 kilos de droga acopiada en Quillón

Por: La Discusión 10:00 PM 2017-04-18

Cerca de un año duró la “Operación Glamura”, que permitió a la Policía de Investigaciones detener en Quillón a José Miguel Molina Galaz (44 años), el mayor narcotraficante de la Región del Bío Bío y del sur del país, líder de una banda que se había establecido durante el último tiempo en la comuna ñublensina, desde donde operaba y dirigía las acciones para el tráfico de drogas. 

El procedimiento fue encabezado por la fiscal Carla Hernández, de la unidad de Drogas de la Fiscalía de Concepción, y se logró detener además a otros nueve hombres y dos mujeres, quienes cumplían diversos roles al interior del grupo y eran oriundos de comunas como San Pedro la Paz, Quillón, Coronel, la Región del Maule y Santiago. 

En el operativo, personal policial logró incautar 309 kilos de marihuana importada, la cual está avaluada en mil 500 millones de pesos, además de armas de fuego,  240 municiones de distinto calibre y seis vehículos. “Se logró desarticular una organización criminal dedicada al tráfico de drogas, sacando de circulación más de 309 mil dosis que iba a ser distribuida en el Bío Bío, sin descartar que podría llegar hasta otras zonas. La banda  tenía su asiento en Quillón para la distribución de gran cantidad de droga. Gracias a la acción de nuestras policías con nuestros fiscales, tenían cercado a este sujeto. Es el más grande narcotraficante en cantidad de droga. Prácticamente una tonelada y media de droga había pasado por las manos de este sujeto”, comentó el fiscal regional Julio Contardo. 

De acuerdo a antecedentes que maneja la Fiscalía, el imputado había participado anteriormente en el tráfico de cerca de 250 kilos de droga, que fue decomisada en febrero de 2014. Además, en septiembre de 2015 participó en el tráfico de 922 kilos de droga, que significó el más grande decomiso de sustancias ilícitas conocido en el sur del país. 

Siete órdenes de detención
El jefe de la VIII Región Policial del Bío Bío, prefecto inspector Christian Alfaro Zúñiga, indicó que la diligencia  “es el resultado de un trabajo profesional realizado en conjunto entre la policía civil y la Fiscalía, culminando de manera exitosa una investigación de aproximadamente un año”.

Por su parte el jefe de la Brigada Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado (Brianco) de Concepción, subprefecto Eduardo Flores Sotomayor, destacó la captura del hombre de 44 años que registraba siete órdenes de detención por distintos delitos, el cual es el líder de la organización y tuvo participación en la “Operación Trinidad” y “Río Bureo”, donde se decomisaron 922 y 417 kilos de cannabis respectivamente. Se encontraba prófugo hace más de dos años.

Flores agregó que la banda “se dedicaba a la internación de sustancias ilícitas para luego ser distribuida desde la Séptima a la Novena Región.  Los vehículos eran utilizados para el traslado de esta desde el norte del país hasta la Provincia de Ñuble, teniendo como centro de acopio parcelas en Quillón, lo que a su vez servía de escondite para que su cabecilla lograra eludir la acción judicial, debido a que tenía requerimientos judiciales. No obstante, se pudo detener a esta persona, que es una de las más importantes dedicada a la internación de drogas en esta región”, precisó.

Los integrantes de la banda, que adquiría la droga en el norte del país y la acopiaba en Quillón, para luego repartirla en el sur de Chile, fueron formalizados este lunes en el Juzgado de Garantía de Concepción. El líder además sería hermano de otro peligroso delincuente penquista detenido en marzo recién pasado, en el sector de la Candelaria de Concepción, que se personificaba y creía ser “Tony Montana” en redes sociales, a través de videos que el mismo confeccionaba.

Comentarios