Viviendas de $22 millones recibirán damnificados

Por: C. González / J. Chávez * Fotografía: La Discusión 07:45 PM 2017-04-13

En San Nicolás ya se están ejecutando subsidios de soluciones definitivas de viviendas.

Los que tienen más de una propiedad no califican como beneficiarios del subsidio.

A mediados de enero pasado se desataron los peores incendios forestales de la historia de Chile, afectando a seis regiones del país.

Hasta 800 Unidades de Fomento (UF) está entregando el Gobierno como subsidio para la reconstrucción de las viviendas afectadas totalmente por los incendios forestales que afectaron a seis regiones del país a mediados de enero pasado.

Son aproximadamente $22.576.850 (considerando el valor de la UF en $22.576)   el monto que se invertirá en los damnificados que perdieron íntegramente sus propiedades y que califican como beneficiarios del programa post emergencia, que es no contar con más de una propiedad, según comentó hoy la directora regional del Servicio de Vivienda y Urbanismo (Serviu), María Luz Gajardo, en su visita a Chillán.

El monto es superior en 33% a lo que originalmente se tenía programado. De acuerdo a las estimaciones que en su momento se hizo desde la Delegación del Serviu Ñuble, el plan era entregar 600 UF.

La funcionaria de Gobierno explicó que el bono de reconstrucción de soluciones definitivas, especialmente el que se ejecuta en la provincia, no solo cubre las necesidades básicas de habitabilidad, sino que garantizan que los proyectos arquitectónicos respondan características geográficas y personales de los que serán sus dueños.

“Lo que pedimos es que los distintos tipos de viviendas se adaptaran a las familias, que normalmente tienen cocinas de mayor tamaño, corredores amplios  y espacios asociados a actividades productivas. Entonces ofrecemos diseños de viviendas con esas características, que pueden incluso llegar a los 74 metros cuadrados, para los que se entregarán 800 Unidades de Fomento. Lo que vamos a hacer es adaptar todas estas necesidades al mundo rural en donde se construirá la casa”, precisó María Luz Gajardo, y añadió que el subsidio  podría superar las 800 UF si es que  existe algún tipo de discapacidad en la familia.

Respecto al bono de reparación de las propiedades que solo registraron daños superficiales, la jefa regional del Serviu aclaró que se destinarán 50 UF ($1.128.800) a cada uno de los beneficiarios para la compra de materiales destinados a mejorar las condiciones de las casas.

Gajardo detalló que el Gobierno firmó un convenio con las ferreterías locales para que sean estas las que abastezcan de los productos necesarios para la restauración.

En Ñuble el Serviu registró 84 viviendas afectadas por los incendios, de los cuales 69 sufrieron daño total.

Comentarios