Advierten riesgo por plaga que ataca hortalizas

Por: José Luis Montes Fotografía: Archivo 09:15 AM 2017-04-10

Plagas como la Lobesia botrana, el Sirex noctilio o el gorgojo  del eucalipto, hacen estragos en la producción agrícola y forestal de la zona, y ahora se suma un nuevo polizón, procedente del extranjero, a la lista de insectos dañinos que ingresan al país: El Chinche Pintada -Bagrada hilaris- un enemigo de las hortalizas.

La chinche pintada es una especie que puede causar serio impacto económico ya que causa graves daños en hospedantes de la familia Brassicaceae en la cual se encuentran especies como coliflor, repollo, brócoli, rúcula, rábano, kale y pack choi, entre otras. Este insecto se alimenta de los tejidos vegetales a través de su estilete causando reducción de los rendimientos al provocar en su hospedante marchitez, manchas necróticas y punteaduras. Además, al dañar los brotes de crecimiento puede generar plantas sin cabeza en brásicas como brócoli y coliflor o formación de múltiples coronas lo que hace un producto no comercializable.

Investigadores locales como Marta Rodríguez y Marcos Gerding, especializados en control bilógico, ex INIA, han expuesto su inquietud por el exclusivo control químico que se está tomando con esta plaga, ya que consideran que el tema merece una alternativa de control para los productores ecológicos que trabajan por una alimentación sana. 

Basta hacer una mención del momento que viven los productores de arándanos orgánicos debido a la Lobesia botrana, que deben vender en Estados Unidos su producción como convencional con grandes pérdidas.

En su última visita a Chillán, Ángel Sartori, director nacional del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) explicó que “estamos hablando de Bagrada hilaris, es un chinche. Chinche pintado. Chinche africano le llaman también. Efectivamente, es una plaga que no teníamos, que lo más probable es que haya llegado en alguna nave,  porque apareció el año pasado en sectores relativamente cercanos al aeropuerto de Santiago. Al cordón hortícola de la zona metropolitana. Es muy posible que haya llegado con especies polizontes, como les llaman a unas que llegan junto con otras. Nuestros entomólogos, investigadores del INIA y algunos profesionales pudimos identificar la plaga y hemos dispuesto una serie de plaguicidas para abordarla. Nos hemos reunido con productores en la Vega Central y en Lo Valledor.  Hay que controlarla con plaguicidas”.

La autoridad agregó que  “fruto de nuestra investigación y de nuestra vigilancia agrícola, hasta el momento solo la hemos detectado en la Región Metropolitana, en algunas comunas de ésta, y en la Región de Valparaíso no más. Estamos tomando todas las medidas para que la plaga no se disemine”.

Exposición a plagas
Consultado sobre la exposicisión del sector agrícola nacional a este tipo de problemas, Sartori recordó que “Chile es una economía abierta,  nosotros queremos que lleguen muchos turistas. Pero  tenemos un buen control en los pasos fronterizos, los puertos, los aeropuertos, pero sin lugar a dudas que es imposible controlarlo todo. Tenemos un programa potente de vigilancia.Nuestros profesionales, tanto agrónomos, veterinarios y forestales, concurren permanentemente a terreno tomando muestras, visitando mataderos o frigoríficos, ferias. Justamente con el propósito de ir viendo, tomando la temperatura a la situación ,tomamos muestras de pasto, hortalizas, frutas, y evidentemente estamos expuestos a que esto llegue. Pero seguimos siendo un país que tiene una sanidad agropecuaria excelente. Eso nos ha permitido llegar a los mercados internacionales con respaldo, como lo estamos haciendo”.

Comentarios