Cucha Cucha presenta sus primeros vinos

Por: La Discusión Fotografía: Arauco 08:40 PM 2017-04-03

País, Cinsault y una Mezcla tinta fueron las tres variedades de vino que presentó la Viña Cucha Cucha, ubicada en Portezuelo. Se trata de la primera producción de este proyecto apoyado por la empresa Arauco en el Valle del Itata.

En el caso del Cinsault de Viña Cucha Cucha, se trata de un vino que -a pesar de tratarse de la primera producción- en la última edición de la prestigiosa guía “Descorchados” fue calificado con 93 puntos, uno de los más altos para esta cepa, al igual que la variedad País, que obtuvo 91 puntos, lo que deja a este vino entre los primeros tres en su tipo en Chile.

Ambas cepas, junto al Moscatel de Alejandría, forman parte de una tradición de más de tres siglos, que se origina cuando los jesuitas plantaron las primeras parras de uvas, traídas desde Europa a este valle.

Patricio Middleton, gerente de la viña, destacó que esta temporada se proyecta duplicar la producción de uva, pasando de 3.500 a 7.000 kilos por hectárea respecto del 2016. Además, para este año se proyecta aumentar en 300% las ventas de la viña en relación al anterior.

“Cuando la parra está feliz, produce la uva que corresponde y eso lo estamos viendo hoy, ya que, aunque se trata de rendimientos bajos todavía, vemos un avance importante. Esto es un primer paso, sabemos que queda mucho trabajo por delante para que estas viñas puedan expresar plenamente todo el potencial del Valle del Itata”, comentó.

Trabajo asociativo
Viña Cucha Cucha, además de ser un importante polo productivo, se ha convertido desde el año pasado en un importante espacio de trabajo asociativo con los viñateros del Valle. A través de seminarios técnicos, asesoría directa por parte de profesionales y apoyo a la gestión comercial, el equipo de la viña trabaja con diversas agrupaciones, como Guarilihue, Quinchamalí, Ránquil, Portezuelo, Rahuil Alto y Cavas de Portezuelo, lo que significa un apoyo directo a más de 180 productores locales.

Estos productores, hasta hace poco vendían su uva a través de intermediarios, lo que afectaba de manera importante el precio final. Actualmente, gracias a la gestión del equipo de Cucha Cucha, se han asociado y están vendiendo directamente su producción, principalmente a las grandes viñas. “Cuando no están organizados, el precio que obtienen los pequeños viñateros es mucho más bajo. El año pasado, les pagaron entre 60 y 70 pesos el kilo; mientras los productores que estaban organizados vendieron a 100 pesos. Y este año, ya están vendiendo desde 130 pesos el kilo”, explicó Middleton.

Para el subgerente de Asuntos Públicos de Arauco, Guillermo Mendoza, “éste es un proyecto de valor compartido, que solo se entiende en la medida que cuenta con la participación de los pequeños viñateros y en un año hemos logrado resultados satisfactorios para ellos, para la Viña Cucha Cucha y para el Valle del Itata, en general”.

Comentarios