Lanzadoras hurtadianas llegaron con hambre de gloria

Por: Rodrigo Oses 2017-04-02

Las atletas y lanzadoras del Colegio Padre Hurtado de Chillán llegaron con hambre de gloria desde Cuba, donde realizaron una intensa pretemporada de dos meses y lo demostraron apenas se bajaron del avión en Santiago. Es que ni siquiera tuvieron tiempo de descansar en sus casas, pues se quedaron en la capital para competir de inmediato ayer en el Nacional de Especialidades, el primer desafío del calendario nacional 2017 tras trabajar duro en la isla.
 

Vendaval de medallas

La delegación cosechó siete  medallas en la competencia, tres de ellas de oro. Catalina Irribarra se colgó el oro en el lanzamiento de la jabalina y el bronce en el disco. Carolina García ganó la presea dorada en el lanzamiento de la jabalina juvenil, Carolina Correa obtuvo medalla de plata en el lanzamiento del martillo y Rosario Vera se quedó con el bronce.
 

Clasifica al Sudamericano

El retorno competitivo de Catalina Bravo, quien tuvo que volver anticipadamente de Cuba, también fue con presencia en el podio. La campeona nacional y sudamericana del disco logró la presea de plata en el lanzamiento de la bala a primera hora, pero luego en su especialidad, el disco, cuando caía la noche en el Estadio Mario Recordón, se colgó el oro tras un envío de 43,52, mts., marca con la que clasificó al Sudamericano Juvenil de Guyana que se disputará a fines de junio.
 

Positivo balance

Catalina Irribarra, una de las atletas que se bañó en oro en la competencia nacional, confesó a LA DISCUSIÓN  que lo mejor fue la presea, no así la marca, pues recién vienen saliendo de la intensa pretemporada en Cuba.

“Bueno, no lancé de la mejor forma ya que después de estar entrenando con harto peso estamos cargadas, con el cuerpo agotado, estamos cansadas, ya que estuvimos dos meses fuera de la casa y no hemos llegado aún a Chillán, porque llegamos recién el jueves. Son cosas que nos afectan desde afuera, estábamos algo agotadas por eso no todas mejoramos las marcas, no fueron las mejores, pero esperamos mejorar en el siguiente torneo”, reflexionó Catalina Irribarra, antes de profundizar su análisis.

“En realidad igual nos sentimos casi todas conformes con las marcas aunque no hayan sido las mejores, porque a pesar de haber estado en período de pesas, siempre es bueno partir compitiendo y ganando hartas medallas”, sentenció.

El técnico, Samuel Caroca, derrochó orgullo por sus dirigidas. “Estoy muy contento, este era el inicio tras llegar de Cuba y la verdad es que el rendimiento fue muy bueno, que más se puede pedir, logramos siete medallas, de las cuales, tres fueron de oro, Catalina Bravo logró clasificar al Sudamericano Juvenil, así que estoy contento, agradezco a la Municipalidad de Chillán y al Colegio Padre Hurtado porque nos apoyaron para realizar la pretemporada en Cuba y aquí están los resultados”, evaluó Caroca, quien hoy espera que Rafaela Ramírez se suba al podio en el salto alto. El próximo fin de semana las hurtadianas buscan brillar en el Grand Prix Orlando Guaita en Concepción.

Comentarios