75 años de historia cumplen los Murales de Siqueiros y Guerrero

Por: Carla Aliaga Fotografía: Archivo La Discusión 10:25 PM 2017-04-01

Monumentos Nacionales elaboró un Manual de Conservación durante el año 2013.

La historia es así. David Alfaro Siqueiros, uno de los dos muralistas más importantes en la historia de México (el otro es Diego Rivera), fue encarcelado en mayo de 1940 por el intento de asesinato de León Trotsky, ideólogo de la Revolución Rusa de 1917 que se había exiliado en la capital mexicana. Y se le devolvió la libertad con la condición de que abandonara el país. 

Su amigo, Pablo Neruda, hizo gestiones para que viajara a Chile. ¿La misión? Pintar un mural en la escuela donada por México a Chillán, que en 1939 había sufrió un devastador terremoto.

Así,  por un atentando político, un sismo gigantesco y un poeta de envergadura mundial, el gigante del muralismo azteca dejó su huella en Chile con una maravillosa obra llamada “Muerte al Invasor”. Como si eso no fuera suficiente, Siqueiros se trajo a Chile a su compatriota, el artista Xavier Guerrero, quien en el mismo colegio pintó el mural “De México a Chile”, otra obra maestra. 

Ambos trabajos, que son Monumento Nacional,  están en perfecto estado y se pueden visitar de lunes a viernes en la Escuela México. Una guía recorre con los asistentes los 249 metros cuadrados que mide la obra de Siqueiros y que se ubica en un gran salón del segundo piso.

En esta magnífica pintura, que se despliega por paredes y techo, se muestra la semejanza que existe en la biografía de México y Chile. Aparecen personajes históricos como Cuauhtémoc, Caupolicán, O’Higgins, Benito Juárez, Galvarino, Emiliano Zapata, Lautaro y Francisco Bilbao. Uno se impresiona con el talento de Siqueiros y,  gracias a la información que provee la guía, se entiende de manera clara el poderoso mensaje político que hay en este trabajo monumental. 

Una vez fuera del salón, aparece de inmediato el legado de Xavier Guerrero, quien pinta desde la escalera hasta el primer piso. En su mural se plasma la solidaridad del pueblo mexicano hacia el pueblo chileno, así como el triunfo del conocimiento y de los avances científicos sobre la naturaleza. Hay también una representación de niños jugando y la frase “Gobernar es educar”, lema del Presidente Pedro Aguirre Cerda.

Desde 2004 los murales son considerados Monumento Nacional de Chile, en la categoría de Monumento Histórico. Solo falta que más chilenos conozcan esta joya patrimonial que está en Chillán, cuna de la escultora Marta Colvin, del poeta Gonzalo Rojas, del pianista Claudio Arrau y de una gran cantidad de arquitectura moderna construida, justamente, luego del terremoto del 39.

“Este es un tremendo regalo que tiene la ciudad, lo que se traduce en una gran responsabilidad, de preocuparnos de la mantención y estar atentos a cualquier situación que puedan tener los murales”, sostuvo Edgardo Venegas, jefe de Cultura de Chillán.

Comentarios