Cinco partidos para no caer al último puesto de la Primera B

Por: Camilo Díaz 2017-03-31

Los número son fríos e inquietantes. A Ñublense le restan cinco partidos por jugar para terminar su participación el presente torneo de Clausura de la Primera B. 15 puntos por disputar, y a tan solo siete de U. La Calera, el colista absoluto de la categoría.

En esa dura recta final, el Rojo deberá jugar dos partidos de local (Iberia y Copiapó) y tres de visita (La Serena, Calera y Cobreloa). Tal realidad es asimilada por el plantel ñublensino con la presión de sumar para no quemarse en el infierno.

“Tenemos que ganar los partidos de local que nos quedan sí o sí, y a los que vayamos afuera tenemos que robar puntos, no podemos regalar nada más”, precisó el mediocampista Eduardo Vilches.

“Hay que afrontarlos como se debe, son partidos muy difíciles, más en esta recta final y hay que tomarlos como finales, no se puede dar ni un metro a nadie”, agregó Gaspar Páez.

Sebastián Páez, planteó: “no podemos sentir presión si estamos haciendo lo que nos gusta (...) no estamos en un buen momento, no se han dado las cosas, no hemos rendido lo que debemos y eso hay que corregirlo”.

Comentarios