SEA frena proyecto clave de hidroeléctrica Punilla

Por: Roberto Fernández 09:40 PM 2017-03-29

Aportará 470 GWH anuales al SIC, equivalentes al consumo de 244 mil hogares.

Central es parte del modelo multipropósito del embalse y contribuirá a su financiamiento.

94 megawatts será la potencia de generación que tendrá la central, cuya inversión bordeará los US$145 millones.

El Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) resolvió poner término anticipado a la evaluación de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) del proyecto Línea de transmisión Punilla-San Fabián, que presentó  Astaldi, concesionaria del embalse La Punilla, el 24 de enero.


La línea de alta tensión, que recorrerá 23 kilómetros desde La Punilla hasta San Fabián y que representará una inversión de US$9,2 millones, permitirá evacuar la energía que se genere en la futura central hidroeléctrica La Punilla, que se alimentará del embalse, en San Fabián, y que también es parte de la concesión.


En la resolución, fechada el 23 de marzo, el SEA adujo dos causales. Por un lado, que la DIA carece de información relevante y esencial sobre los efectos del proyecto en el medio ambiente, específicamente en la flora, la fauna, los suelos, el agua y el valor paisajístico y turístico, “y la falta de la misma, además, no es susceptible de ser subsanada”.


Y por otro lado, afirma que el proyecto genera efectos significativos, que según la ley, requieren que se presente un Estudio de Impacto Ambiental (EIA).


No retrasa embalse
Esta decisión no debiera retrasar la ejecución del proyecto de embalse La Punilla, que representará una inversión cercana a los US$500 millones, cuyo inicio de obras está previsto para fines de 2018 o inicios de 2019.


El proyecto de embalse fue adjudicado por el MOP en junio del año pasado a la empresa concesionaria Astaldi y cuenta con su resolución de calificación ambiental desde 2013. 


Según sostuvo el delegado regional de Concesiones del MOP, Tito Alfonso Fernández, “el SEA ha emitido una resolución fundada principalmente en el pronunciamiento de los servicios que participaron en la evaluación”, y añadió que el titular “deberá tomar las decisiones que ellos estimen convenientes, sin embargo, esto no atrasa el desarrollo del proyecto de la línea y del embalse Punilla en su conjunto”


De igual forma, el director de la Junta de Vigilancia del río Ñuble, Martín Arrau, desestimó un retraso, argumentando que “aún lo más lento es la ingeniería de detalle, y al titular aún le queda un año en eso, por lo tanto, si hacen rápido el EIA no les afectaría”.


Arrau añadió que la confección de la línea no altera el diseño del embalse y que corresponde a una fracción pequeña de 23 kilómetros.

Comentarios