Siete lesionados deja accidente entre un bus y un camión en la Ruta 5

Por: F. Ahumada/C. González Fotografía: Claudio González Abuter 09:15 PM 2017-03-11

Todos quienes presenciaron el accidente que terminó con un bus y un camión destrozados y en el fondo de una zanja, hablan de un “milagro”.

Pero en términos terrenales, el que haya habido solo siete personas lesionadas como saldo del siniestro es sin duda un final atípico para una repetida historia que suele tener fines bastante más trágicos.

Fue promediando las 05.10 horas de la mañana de este viernes, en el kilómetro 355 de la Ruta 5 sur frente a la localidad de San Gregorio en Ñiquén, que una máquina de la empresa Turbus, con Raúl Lepe Soto al volante, con recorrido Santiago-San Pedro de la Paz, en Concepción y con 31 pasajeros, que fue colisionada en forma violenta por un camión conducido por Rafael Rivas Matus, quien transportaba mercadería desde la capital al supermercado Unimarc de Chillán.

Los daños, especialmente los que afectaron al carguero, dan cuenta de la fuerza de la colisión.

“Se tomó la declaración al conductor, pero este en ningún momento hace referencia de haberse quedado dormido, así que se ordenó un peritaje técnico al tacómetro y a otros elementos del camión para determinar otros factores, aunque la hipótesis de que se haya dormido al volante es sin duda una de las líneas que estamos investigando”, explicó el teniente Christian Jorquera, de la SIAT de Carabineros Ñuble, unidad que si bien solo acude a investigar siniestros con resultado de muerte o lesionados en riesgo vital, debieron ir a este punto de la comuna de Ñiquén, debido a la magnitud de los daños que sufrieron ambos vehículos. 

Parte de lo que declaró el chofer del camión fue comentado por el comandante de Bomberos de Ñiquén, Gabriel Garrido, quien afirmó: “el chofer dice que vio al bus demasiado encima cuando se reincorporaba a la pista y no pudo evitar impactarlo”.

Ninguno de los siete lesionados,  quienes fueron trasladados hasta el hospital de San Carlos, sufrió lesiones mayores. De ellos, seis pertenecen al bus y uno es el chofer del camión. 

Según informó la capitán Lorena Toro, de la Primera Comisaría de Carabineros de San Carlos, el accidente habría ocurrido luego que el bus se detuvo en un espacio habilitado para la toma y bajada de pasajeros, para dejar a un inspector de la empresa, momento en que es impactado en la parte posterior por el camión.

En horas de la misma tarde de este viernes el hospital de San Carlos confirmaba que los lesionados, todos diagnosticados como pacientes policontusos, fueron dados de alta y derivados a sus respectivos hogares.

Respecto al resto de los pasajeros, la propia empresa Turbus envió una máquina para que los recogieran y pudieran terminar el viaje.

“Es un milagro que estén vivos”
Uno de los testigos del accidente, Ángelo Vidal, dice haber escuchado un verdadero estruendo. “Salimos a mirar y nos encontramos con esta sorpresa, fue fuerte el impacto, muy fuerte. De ahí llegaron los equipos de emergencia y toda la gente nos pusimos a ayudar. Estábamos principalmente pendientes del chofer, fue un verdadero milagro el que estuviera vivo para cómo quedó la cabina del camión”, comentó.

Cuando los equipos de rescate llegaron al lugar, la mayoría de los accidentados habían logrado salir por sus propios medios del bus e incluso el chofer del camión estaba fuera de su cabina.

Puesto que ambas máquinas quedaron a un costado de la pista no hubo mayor problemas para el resto de los conductores que atravesaban ese tramo, “salvo los minutos que duró el operativo del SAMU y el de Carabineros, por lo que no se entorpeció mayormente el flujo vehicular”, apuntó el mayor Leonardo Fernández, jefe de la comisaría sancarlina, quien además acotó que “el bus siniestrado fue retirado del lugar un par de horas después, pero hasta la tarde de hoy el camión seguía ahí”.

Comentarios