INIA-Chillán da recomendaciones post incendio sobre forraje y viñas

Por: José Luis Montes Fotografía: Fernando Villa 09:15 PM 2017-02-10

Recomendaciones sobre el uso de paja de cereales en alimentación animal y el manejo de viñas expuestas al fuego, son dos documentos recientes evacuados por INIA-Quilamapu, que buscan apoyar a la agricultura regional frente a las consecuencias de los incendios que afectaron recientemente a la zona. Esas guías estarán disponibles para los interesados desde la próxima semana en la página web www.inia.cl.

Ambos documentos fueron preparados por equipos especiales de investigadores y entregan fórmulas para la determinación del daño en viñas por fuego y como minimizar el posible efecto del humo en los vinos, que pueden afectar su calidad, en el documento de viñedos. El otro se refiere al uso de paja de cereales en alimentación animal en mezcla con granos y otros elementos.

Se afirma que la paja es un alimento de bajo costo y poca calidad alimenticia, pero al ser suplementada adecuadamente permite proporcionar raciones de mantención e incluso de engorda, en espera de la llegada de los nuevos pastos. Por lo general es un elemento que se encuentra disponible en abundancia en estos períodos del año.

“El suministro de paja a los animales requiere, necesariamente, proporcionar agua de bebida y sales minerales en forma permanente, como base de una ración de mantención, que podría ser mejorada a medida que se adicionen otros alimentos que contengan proteína como los granos de lupino y/o maíz, y energía como la avena grano. Esto, sin duda, dependerá de la disponibilidad del agricultor” dice el informe.

Aclara que los bovinos prefieren la paja de cebada a la de avena, después la de trigo y triticale. Agrega que en la alimentación las pajas de cultivos de chacarería como porotos y arvejas, suelen ser bien consumidas por los rumiantes.

La dosis apropiada de paja en la ración de un bovino es de hasta un 30% de la materia seca de la ración.  Se debe tener cuidado de la paja esté libre de tierra y que el animal disponga de agua a libre disposición  y sales minerales.

Viñedos

La recomendación en este aspecto es evaluar el daño en todo el viñedo, ya que de ello dependerá la aplicación de medidas correctivas, para la producción de la próxima temporada.

Se señala que el efecto del humo es variable y si la planta lo recibe entre el día 7 después de la pinta, lo que no ocurrió en este incendio en la zona, es un asunto más serio.

Para tintos y blancos se recomienda retirar las hojas en la vendimia y evitar daño, manteniendo la uva a baja temperatura hasta la vinificación. Existen correctores para efecto humo que se aplican pre y post fermentación. 

Comentarios