Close
Radio

Cerrar Chillán o aplicar toque de queda: las dudas del Estado de Catástrofe

La rápida propagación del coronavirus, declarado pandemia a nivel mundial, y que en Chile ya registra 238 casos en el país y 27 en Ñuble; obligó al Presidente Sebastián Piñera a decretar el Estado de Excepción Constitucional de Catástrofe a nivel nacional, el cual comenzará a regir a partir de las 0 horas de este jueves.

“Siguiendo el Plan de Acción diseñado por el Gobierno, con la colaboración de la OMS y la asesoría científica, y ejerciendo mis facultades constitucionales, este estado de catástrofe tendrá una vigencia de 90 días, y tiene como objetivo anticiparnos y prepararnos para las etapas que vienen en esta pandemia”, sostuvo el mandatario, agregando que la determinación busca dar mayor seguridad a los hospitales y los sitios de atención de salud; proteger mejor la cadena logística y el traslado de insumos médicos; facilitar el cuidado y traslado de pacientes y personal médico, y la evacuación de personas; resguardar el cumplimiento de las cuarentenas y las medidas de aislamiento social; garantizar la cadena de producción y distribución para asegurar el normal abastecimiento de la población; y finalmente “Proteger y resguardar mejor nuestras fronteras”, afirmó.

Para esto, recalcó, “Las Fuerzas Armadas colaborarán para enfrentar mejor esta crisis, para lo cual se designarán Jefes de la Defensa Nacional, los cuales asumirán el mando de las Fuerzas de Orden y Seguridad Pública en las zonas respectivas, y velarán por el orden público, reparar o precaver el daño o peligro para la seguridad nacional”.
El Estado de Excepción venía siendo solicitado desde hace días por el Colegio Médico, autoridades comunales y diversos representantes del mundo político, y en la práctica, permitirá la aplicación de medidas específicas, según cada región, para enfrentar la crisis.

En el caso de Ñuble, quien asumirá como Jefe de Defensa es el general Cristian Vial, quien tendrá amplias atribuciones para restringir los espacios públicos, la circulación de las personas, establecer cuarentenas, toques de queda, dictar medidas para la protección de los servicios de utilidad pública; y confiscar bienes en el caso que sea necesario, como sucede con los artículos de primera necesidad.

Las determinaciones que se adopten variarán en cada región, pues existen distintos grados de avance de la pandemia. No obstante, desde la Moneda recalcaron que las decisiones que tomen los jefes de zona estarán estrechamente coordinadas con las autoridades sanitarias a nivel nacional y regional.

Por ejemplo, los jefes de Zona podrán decretar medidas adicionales a las que se dicten a nivel nacional, sobre todo, en materia de aislamiento social y orden público, como evitar aglomeraciones.
Medidas “sustentables”

Respecto de cuáles de estas medidas se aplicarán en Ñuble, el intendente, Martín Arrau, fue enfático en decir que “Se han propuesto muchas ideas, algunas extraordinarias y creativas, pero hago un llamado a ser responsables, pues tendrían un impacto enorme en la sociedad y no tienen sustento técnico. Sé que son todos muy bien intencionados, pero hay que ser muy prudentes respecto de las medidas que se van adoptando, recordemos que esta pandemia es una situación que nos va a acompañar por varios meses, por lo tanto, hay que ir tomando medidas prudentes y que sean sustentables en el tiempo”.

Una de ellas, por ejemplo, será el cierre de los centros comerciales o “mall” a partir de este jueves, lo que fue confirmado por el ministro de Economía, Lucas Palacios.

Abrirán sólo farmacias, supermercados y centros médicos, mientras que el cierre de locales pequeños quedará a criterio de sus dueños.

Martín Arrau adelantó que en las próximas horas se darán a conocer nuevas medidas que tiendan a disminuir el tránsito de personas, especìficamente, en el centro de Chillán.

Según los conteos que hemos hecho, hay del orden de un 40% de flujo respecto de un día normal, y esperamos que eso sea menos. Hay que evitar salir de las casas y lograr que la tasa de contagio sea lo más lenta posible, para que nuestros centros de salud puedan atender a quienes acudan a ellos”, afirmó.

Respecto de la posibilidad de implementar toque de queda para limitar al mínimo la circulación, el intendente fue cauto.

Está dentro de las opciones, pero hay que ser responsables. Tomar decisiones como el toque de queda o cerrar la ciudad son medidas que debiéramos poder mantener durante cuatro o cinco meses, entonces debemos ser responsables, las medidas que tomemos deben disminuir el número de contagios, pero también deben ser sustentables en el tiempo. Debemos saber equilibrar ambas cosas, esto es algo que no vamos a resolver en catorce días, si no que nos va a acompañar durante todo el invierno. La salud pública es lo primero y debemos tomar aquellas medidas que tengan el menor impacto en la vida diaria, en la economía, y que tengan el mayor impacto en detener la propagación del virus”, sostuvo la autoridad, quien recordó que el desarrollo de la pandemia en otros países ha tomado entre tres y cuatro meses, de ahí que cuando se adoptan medidas, es difícil después levantarlas.

Las medidas que adoptemos deben tender a aplacar la curva. En la medida que ello ocurra, podremos relajar algunas determinaciones, y si no, tomaremos nuevas. Es algo dinámico, el Estado de Excepción que se acaba de decretar dura 90 días al menos, entonces, al tomar medidas como cerrar la ciudad con 27 personas contagiadas, ¿Qué haremos cuando tengamos 500? Lo mismo ocurre con cerrar el comercio, hay que ser conscientes”, sentenció Arrau.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top