Close
Radio Radio Radio Radio

Canastas cubrirían el total de hogares pobres de Ñuble

En promedio, cada hogar con ingresos bajo la línea de la pobreza en la región de Ñuble debiera recibir 1,3 canastas de alimentos, de un total de 30 mil cajas que el Gobierno comenzó a distribuir ayer, en la primera jornada de “Alimentos para Chile”.

Según los resultados de la Encuesta Casen 2017, en la región existen 23 mil 671 hogares pobres, de los cuales 6 mil 594 viven en la pobreza extrema.

Según explicó el investigador Renato Segura, director del Cerregional, “se observa que el criterio de asignación privilegió las áreas urbanas, toda vez que en las provincias con mayor ruralidad las asignaciones promedio fueron menores, como ocurrió con Diguillin sin Chillán”.

En efecto, según lo informado por la Intendencia de Ñuble, en detalle por provincias, Punilla recibirá 6.820 cajas; Itata, 4.260 cajas; Diguillín -excluyendo a Chillán-, 8.120 cajas; y la capital regional, 10.800 cajas, lo que da un total de 30 mil cajas para Ñuble.

De esta forma, en promedio, en Chillán se entregarán 1,7 cajas por hogar pobre; en Diguillín, 0,8 caja; mientras que en Itata y Punilla el promedio es de 1,5 canastas.

“En Diguillin el número de canastas asignadas es inferior al número de hogares pobres que registra la Casen 2017. Los datos sugieren que el criterio de asignación privilegió los sectores urbanos”, pero advirtió que “no debemos olvidar que los sectores rurales dependen cada vez con mayor fuerza del comercio de los sectores urbanos contiguos”.

Frente a ello, el profesional manifestó que “los datos sugieren que en el criterio de asignación no solo se consideró la variable pobreza”.

Segura advirtió que “se debe considerar que el escenario de pobreza de la Casen se profundizó con los efectos de la crisis sanitaria. Eso significa que, es muy probable que la cifra de canastas tengan una mayor brecha con el creciente número de hogares pobres”.

Eficiencia

Más allá de la cobertura lograda por esta iniciativa, el director del Cerregional aseguró que la entrega de canastas no es una herramienta eficiente para focalizar recursos públicos en los más pobres. “Existen formas muchísimo más eficientes para asegurar el alimento a los hogares con dificultades. Es muy probable que la canasta no considere las necesidades de alimentación que cada hogar tiene (exceso de algunos bienes y déficit en otros)”, sentenció.

También observó que “esta mala asignación está generando escasez de algunos productos que son parte habitual de la dieta en el resto de los hogares. A los planificadores centrales se les olvidó que los negocios de barrio siguen siendo la unidad fundamental de los hogares pobres y la libreta de anotaciones del registro de deuda, el principal medio de pago. Si hubiesen agregado tecnología a ese hábito de abastecimiento, podrían haber llegado en forma mucho más efectiva con alimentos a las despensas de los hogares pobres”.

Consultado por las medidas de mitigación del impacto de la crisis en los más pobres que debiesen implementarse, Renato Segura planteó que “en el corto plazo, la medida de mayor urgencia es evitar el hambre en la población”.

Agregó que “la pobreza se derrota con actividad económica. Supongo que el Gobierno Regional debe estar preparando medidas audaces para recuperar la actividad económica de los sectores más afectados, como el comercio, el turismo, la construcción, manufactura, entre otras. Promover al comercio local como aliado estratégico de las compras públicas o impulsar una zona franca industrial de exportación agroindustrial, son medidas que con toda seguridad devolverían la esperanza que los altos índices de pobreza en la región solo sean un mal recuerdo”.

Alza de la pobreza

El mes pasado, la Cepal proyectó que la pobreza en Chile podría subir desde el 8,6% registrado en 2017, a más del 13% debido a los efectos económicos de la pandemia.

Consultado por la situación de Ñuble, el investigador recordó que “hace un buen rato que la región muestra altos niveles de pobreza (16,1% según la última Casen). Esta realidad genera un mayor riesgo que dicha pobreza se profundice aún más, por ejemplo, que se acelere el fenómeno migratorio de las zonas rurales.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/