Close
Radio Radio Radio Radio

Arrau retoma diálogo con alcaldes y recibirá apoyo para fiscalizar

No ha sido fluida la comunicación entre las autoridades centrales y los alcaldes durante la emergencia sanitaria derivada del Covid-19.

Sobre todo en Ñuble, donde la situación incluso mantiene a dos jefes comunales querellados por Ley de Seguridad del Estado, por bloquear el acceso a sus territorios a pacientes en cuarentena derivados desde Chillán.

Al mismo tiempo, la no inclusión de todos los alcaldes en las primeras sesiones de la mesa regional Covid-19 generó molestia entre las autoridades locales, dejando aún más patente el distanciamiento con el gobierno regional.

A nivel nacional, la percepción ha sido la misma. Es más, la comisión de Salud del Senado inició una serie de reuniones con alcaldes del país, en las cuales estas autoridades han coincidido en la necesidad de empoderar a los municipios, ya que el Ministerio de Salud solo estaría ‘imponiendo medidas’, sin considerar la realidad y la capacidad operativa local.

Pese a las diferencias, los canales de comunicación parecen haberse abierto en Ñuble.

El intendente, Martín Arrau, anunció que ya había conversado con casi la totalidad de los alcaldes vía videoconferencia, e informó que los municipios comenzarían a colaborar con la autoridad sanitaria en las fiscalizaciones.

“Esta semana hemos conversado con casi la totalidad de los alcaldes de Ñuble, vía videoconferencia. He sentido mucho apoyo de parte de ellos, mucha creatividad y mucho conocimiento local. A partir de ahora, los municipios nos podrán colaborar con la fiscalización y el cumplimiento de medidas sanitarias, como el uso obligatorio de mascarillas en el transporte público, que los locales nocturnos y de comidas estén cerrados, etc. Los funcionarios municipales son ministros de fe y pueden levantar actas y notificar a la autoridad sanitaria para que curse los sumarios y multas correspondientes”, sostuvo el jefe regional, agregando que “con eso sumamos fuerzas de fiscalización, que son tan necesarias en estos momentos. Agradecemos a los alcaldes por su disposición”.

Remar para el mismo lado

Uno de los que cuestionó en duros términos la marginación de la mesa regional Covid-19 fue el alcalde de Chillán Viejo, Felipe Aylwin. Sin embargo, dijo, el impasse fue superado.

“Nuestro constante llamado a trabajar unidos y en una dirección que se oriente principalmente a dar seguridad a las familias, al parecer fue escuchado, porque ya la semana pasada tuvimos una reunión por videoconferencia con el intendente, en la cual tratamos varios temas que son relevantes en términos operativos. También acordamos reunirnos con cierta periodicidad para ir tratando los puntos que afectan y que se requieren en cada comuna, donde cada realidad va variando”, afirmó el jefe comunal.

Aylwin planteó, además, “la necesidad que a los municipios se les reasignen recursos para seguir trabajando en medidas de ayuda para la comunidad. Adicionalmente a eso, todas las comunas que estamos con cuarentena total nos reunimos en la misma metodología de videoconferencia con el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, quien acordó ir informando sobre las medidas que se aplicarán y las estrategias que se están siguiendo para hacer frente a la pandemia. Con esto esperamos trabajar coordinadamente y de forma más cercana con la autoridad, porque acá es necesario que rememos todos para el mismo lado y dejemos de lado los protagonismos políticos, porque el coronavirus no tiene color político, y lo más importante es la salud de todas las personas”.

En tanto, el alcalde de Coelemu, Alejandro Pedreros, quien junto a su par de Quirihue, Richard Irribarra, se encuentran querellados por Ley de Seguridad del Estado por bloquear el acceso a sus comunas; manifestó que desde la situación ocurrida en su territorio, “no he tenido contacto directo con el intendente ni con nadie de su gabinete. Quien sí se ha comunicado conmigo para entablar un canal de comunicación ha sido el seremi de Gobierno, Raúl Martínez, a quien agradezco su intención de querer trabajar con los alcaldes”, sostuvo. Pedreros agregó que quien también ha tomado contacto con él ha sido la seremi de Salud, Marta Bravo, “para intentar coordinar de mejor manera la entrega de información con respecto a la expansión del Covid-19 en la región y los casos que han ido apareciendo en las comunas. Aún no hemos formalizado la manera cómo hacerlo, pero al menos existe la intención de entregar mayor información a las comunas”, aseveró el jefe comunal de Coelemu, quien añadió que

“Seguimos pensando y diciendo que el gran problema que tenemos con el control de esta pandemia sigue siendo la comunicación desde el Ejecutivo, el Gobierno Regional y las autoridades sanitarias, hacia los alcaldes”.

Línea directa

En el caso de Chillán, el alcalde Sergio Zarzar ha estado en constante comunicación con la Intendencia.

Desde la Unidad de Comunicaciones del municipio explicaron que “la Municipalidad de Chillán tiene una buena vía de comunicación con las autoridades regionales y la jefatura de Zona por la emergencia del Covid-19. A su vez, el alcalde Sergio Zarzar tiene línea directa con las autoridades para ver detalles y necesidades, estando el municipio disponible y presto para atender todos los temas en que sean consultados o problemáticas chillanejas que surjan para atención por parte de las autoridades en Estado de Excepción en el que nos encontramos, y que requiere una retroalimentación diaria”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Leave a comment
scroll to top
http://www.ladiscusion.cl/feed/rss/