El 75% de los camping autorizados en Ñuble han sido fiscalizados

En Ñuble son 35 campings los que poseen autorización de funcionamiento por parte de la autoridad. A la fecha se ha trabajado en la fiscalización del 75% de los que poseen Resolución Sanitaria. Este proceso de la Unidad de Saneamiento Básico de la Delegación Provincial Ñuble de la SEREMI de Salud Biobío, también incluye aquellos establecimientos que poseen piscinas de uso público y en general, en todos ellos se verifican las condiciones sanitarias mínimas, concentrando el quehacer de los referentes técnicos en las comunas más turísticas como lo son Quillón, Pinto, San Fabián, Yungay y Cobquecura.

Es fundamental para la Autoridad Sanitaria que estos lugares posean baños con mantención permanente, ya que éstos han sido chequeados en los proyectos que ingresan a Acción Sanitaria y que permanezcan en condiciones de atender la afluencia de personas que naturalmente provoca el verano. Además se realiza un análisis en terreno para verificar calidad, cantidad y continuidad del Servicio. También se considera de suma importancia para los usuarios la revisión del Manejo de Residuos y la Disposición de Aguas Servidas.

Todo lo anterior se orienta a que no exista riesgo para la salud de las personas que utilizan estos lugares para veranear y a su vez se solicita un control de vectores de interés sanitario como insectos y roedores, sobre todo del Olygorisomis Longicaudatus o Ratón de Cola Larga que transmite el Hantavirus, al cual los campistas, podrían estar expuestos a situaciones de riesgo de contagio.

Mario Jara, fiscalizador de la Unidad de Saneamiento Básico indicó que también se efectúa un trabajo de Toma de Muestras de Agua en los ríos y lagunas de la provincia, afluentes que si bien no son centros de veraneo autorizados, se utilizan recreacionalmente en verano. Este fue el caso del río Taucú en la comuna de Cobquecura, en el cual se extrajeron 6 muestras que debiesen ajustarse a la norma que resiste 1000 coliformes fecales por 100 ml (Análisis Bacteriológico). Mismo trabajo, sostuvo Jara, se realizará en la comunas de Quillón y la laguna Avendaño. Todo aquello que pueda provocar daño a la salud de las personas en relación a los centros de veraneo está siendo monitoreado constantemente por la Autoridad Sanitaria de Ñuble, sobre todo en época estival donde en varias comunas se produce una gran concentración de población flotante que disfrutan del verano y sus bondades en vacaciones.

Cabe hacer un llamado a los municipios de la provincia para que sus departamentos de obras y oficina de patentes, tengan la claridad que existe la mejor de las voluntades de esta delegación para que aquellos empresarios turísticos que construyan cabañas o habiliten zonas de camping, obtengan su Resolución Sanitaria (Autorización de Funcionamiento).