Dos procuramientos en un día se realizaron en el hospital de Chillán

Por primera vez en el Hospital Clínico Herminda Martín se realizaron dos procuramientos de órganos y tejidos en un mismo día, ejecutándose a las 11 horas, el primer procedimiento que permitió donar las córneas a dos pacientes de la Región del Bío Bío, mientras que desde las 22 horas se efectúo la intervención que posibilitó la multidonación de hígado y riñones.

De esta manera 5 pacientes que requieren con urgencia un trasplante podrían verse beneficiados y mejorar considerablemente su calidad de vida.

Las procuraciones fueron posible gracias a la solidaridad de las familias ñublensinas, que se inclinaron por la donación en el primer caso, porque la donante de 44 años había expresado en vida esta voluntad y en el segundo, porque pese a que no se había discutido el tema, su hermana tomó esta decisión en concordancia con la vida que su familiar llevaba.

“La familia de la primera donante se acercó voluntariamente a la Unidad, porque conocían la decisión que les había comentado mientras vivía y respetando su voluntad concretaron el gesto altruista”, explicó la enfermera de la Unidad de Procuración y Donación de órganos y tejidos, Gabriela Espinoza Fuenzalida.

En tanto, el otro paciente originario de Coihueco y de 45 años, ingresó al hospital el lunes cerca de las 19 horas, luego de sufrir un accidente de tránsito, que le originó graves lesiones que determinaron su fallecimiento, pese al esfuerzo que hizo el equipo asistencial por salvar su vida. La muerte encefálica fue certificada por el neurocirujano, transformándose desde ese momento en potencial donante.

 “Estamos muy agradecidos de la comunidad que con actos como éstos demuestra su altruismo, pero también de los funcionarios de nuestro Establecimiento, puesto que habría sido imposible concretar exitosamente ambos procedimientos sin la ayuda de los equipos que mantuvieron adecuadamente a los donantes durante el proceso previo a las intervenciones”, detalló la enfermera.

Los equipos foráneos que participaron en la intervención fueron de la Clínica Dávila y la Clínica Santa María ambas instituciones de Santiago. No obstante, uno de los riñones fue derivado al Hospital Las Higueras de Talcahuano y el otro al Sistema Nacional de Priorización de Órganos.

Con ello, el Hospital suma 7 procuraciones en lo que va del 2016, de las cuales en cuatro ocasiones se han extraído córneas y por primera vez ayer se obtuvo sólo el tejido ocular.