Vecinos de El Rosal protestan por problema de alcantarillado

Malos olores y moscas es parte de las consecuencias que deben soportar por hace más de 6 años los vecinos del sector El Rosal en la comuna de Pinto.

Lo anterior producto de la presencia de aguas servidas que corren junto a la ruta en un tramo de 70 metros. El problema se origina producto del terremoto de 2010, en que colapsa una tubería que cruza el sector,  a una profundidad de a lo menos 3 metros, los desechos llegan a la superficie colapsando no solo los terrenos aledaños, sino también las casas de cerca de 30 familias.

Una de ellas como Patricia Becerra, quien vive en el sector afectado,  denuncia que hasta el minuto no se ha solucionado el problema, por lo que en varias oportunidades han protestado y se han tomado la ruta.

“Es una tierra de nadie” denuncia el dirigente de la junta de vecinos de El Rosal I, Conrado Díaz, quien estima que el problema se ha extendido demasiado, porque existiría un conflicto entre Essbío y Serviu, respecto al cobro del alcantarillado, en que la empresa sanitaria no habría recibido el terreno donde está la falla.

Ante esta grave situación sanitaria el Servicio de Vivienda y Urbanismo del Bío Bío, a través de una declaración pública, da cuenta que en el año 2010 se registraron daños en el colector de ese sector a raíz del 27/F, específicamente en el kilómetro 29 de la ruta N-55, se ejecutaron reparaciones en la red de colectores producto de rebalses persistentes por el mal estado.

“Tras un proceso de constante información y diálogo, podemos afirmar que estamos haciendo las últimas gestiones presupuestarias para allegar los recursos durante proceso de cierre de este año. Se ha acordado una serie de acciones con la empresa sanitaria, actualmente se están agilizando las gestiones tendientes a solucionar mantenimiento y operatividad del sistema de alcantarillado”.