Rendidos a “presión” de Anfa aprobarán pasto sintético en 3 canchas

“Si votamos en contra del proyecto del alcalde para instalar pasto sintético en las canchas de tres poblaciones de Chillán nos echamos a la gente encima y por eso creo que vamos a votar a favor”, admite el concejal Juan López Cruz lleno de dudas respecto de las características de la iniciativa municipal que debe ser votada durante este miércoles.

La propuesta surgió desde el equipo de confianza municipal hace pocas semanas y tiene como antecedente previo algo similar ejecutado por la Municipalidad de La Florida durante el año 2012 caracterizado, al igual que este, por elecciones de alcalde y concejales.

Este martes, la Municipalidad de Chillán entregó a los ediles de la ciudad lo que ellos venían pidiendo desde hace unas dos semanas, un detalle de las condiciones generales de la novedosa propuesta que considera ligarse con un privado elegido mediante licitación para que este desarrolle la iniciativa.

La idea alcaldicia es habilitar canchas de pasto sintético en los recintos deportivos de las poblaciones Vicente Pérez, Arturo Prat y Rosita O’Higgins, además de cierre perimetral e iluminación en cada una de ellas.

El costo total del proyecto llega a los $1.550 millones que serían cancelados durante cuatro años, desde este al 2020, mediante cuotas mensuales del orden de los $30 millones, más un primer pago que alcanza a los $200 millones.

Justamente este “pie” que debe cancelar la municipalidad a la empresa que gane la licitación es parte de la modificación presupuestaria que los concejales deben aprobar durante este miércoles, o si no hubiera acuerdo, dado que pudieran faltar antecedentes o tiempo para analizar los datos, el lunes 1º de agosto.

La información fue entregada este martes por el municipio durante una sesión de Comisión Hacienda donde fueron invitados representantes de las poblaciones que serían favorecidas además del presidente de la ANFA local.

Juan López recalcó tras la sesión que “este es un proyecto utilizado únicamente para captar votos, pero que le vamos a hacer, tenemos que apoyarlo, pues de lo contrario quedamos expuestos a que las juntas de vecinos favorecidas se nos tiren encima”.

Recalca que esta presión, que deja a los concejales de oposición virtualmente inmovilizados, “es una suerte de violencia ilegítima de parte de la municipalidad a los concejales”.

Mensaje de ANFA
Y López no deja de tener razón. Este martes el presidente de ANFA, Hugo Figueroa, subió un mensaje a Facebook donde llamaba a conocer a los concejales que se “oponen” al proyecto del alcalde.

El dirigente escribió: “necesitamos vuestro apoyo y que conozcan e identifiquen a los electos ediles que no desean apoyar el fútbol amateur, como por el contrario a los que apoyan el comienzo de la dignidad esperada en 108 años de historia”. 

El consejero regional, Cristian Quiroz, plantea que “jamás los concejales deben votar presionados, sino que siempre basados solamente en sus propias convicciones”. Recordó cuando tras la licitación de las Termas el año 2007 grupos a favor del ex concesionario llenaron el salón de sesiones y se presentaron frente al edificio consistorial con banderas negras.

El ex concejal de Chillán refiere además que en el Gobierno Regional existen fondos para aprobar pasto sintético para canchas deportivas, “pero estamos en un año de elecciones y salen estos proyectos que no estaban en el Pladeco”.

El concejal Edison Coronado, en tanto, sostiene que “siempre he estado de acuerdo en mejorar las canchas de las poblaciones, pero también creo que $1.550 millones es mucha plata, pero mañana veremos como votamos”.

Para las fuerzas del alcalde el proyecto es una muestra evidente de capacidad de gestión para solucionar problemas que se necesitan en la ciudad y que requieren las unidades vecinales, como es disponer de espacios para el desarrollo del fútbol en mejores condiciones y no en canchas de tierra.

Joseph Careaga sostiene que “no veo excusas para no aprobar el proyecto, pues se nos entregaron antecedentes que nos permiten apreciar que se trata de un modelo innovador, donde un privado se hace cargo de instalar pasto sintético, poner reja perimetral y además mantiene la infraestrutura por cuatro años”.

La concejala Nadia Kaik agrega que “mejorar las canchas de los barrios es una necesidad de la comunidad. La gente requiere múltiples servicios, como salud, educación, ayudas sociales y el acceso al deporte en buenas condiciones es ya un imperativo de nuestros vecinos”.

Kaik agrega que el mejoramiento de cada una de las canchas tendría un costo de aproximadamente $300 millones, a lo que hay que agregar la mantención y obras de mejoramiento integral lo que da el monto global.

Hugo Figueroa presidente de la ANFA se mostró partidario del proyecto tras participar junto con dirigentes de las poblaciones favorecidas en la sesión de comisión. “Esta iniciativa va a ser aprobada y eso nos tiene muy contento”, enfatizó.