Conductor de Uber en Chillán fue condenado por abusar de pasajera

A tres años de libertad vigilada intensiva fue condenado Víctor Maximiliano Barrales Muñoz, como autor del delito consumado de abuso sexual en la ciudad de Chillán.

El hecho se remonta al 25 de junio de 2017, cuando Barrales fue contactado por la víctima mediante la aplicación Uber.

Según señala el informe, el condenado procedió a estacionar su vehículo en un sitio eriazo ubicado en un sector de la calle Los Puelches,  donde besó en la mejilla y en la boca a la víctima, quien se defendió," tomándola el acusado a viva fuerza de ambas muñecas para sostenerla e impedir que se moviera; haciendo fuerza con su cuerpo”.

En dicho contexto, Barrales mediante el uso de la fuerza, le realizó a la víctima tocaciones  en diversas partes del cuerpo, logrando la ofendida persuadirlo de su actuar y que la llevará, finalmente hasta su domicilio.

 

El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Chillán condenó además al hombre a las accesorias legales de  inhabilitación absoluta perpetua para cargos u oficios públicos y derechos políticos, y la inhabilitación absoluta para profesiones titulares mientras dure la condena. Asimismo se impuso  al sentenciado, la prohibición de acercarse a la víctima durante el cumplimiento de la pena.

Una vez ejecutoriado el fallo, el tribunal dispuso que se proceda a la toma de muestras biológicas del sentenciado para determinar su huella genética e inclusión en el registro nacional de ADN de condenados.