Movilh denuncia al Ministerio del Interior presunto crimen homofóbico

La familia de José Manuel Ferrada Aguilera (53), quien fue asesinado el pasado domingo en la comuna de Coihueco, sospecha que su muerte se trata de un crimen homofóbico, por lo que solicitó la intervención del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) para que denunciara los hechos al Ministerio del Interior, lo que se hizo efectivo ayer.


El cuerpo de Ferrada Aguilera, quien en la zona era conocido como “Josecito”, fue encontrado al interior de un predio, tras perder la vida a eso de las 22.25 horas del domingo, según consta en el certificado de defunción.


El hombre presentaba heridas atribuibles a terceros, lo cual fue confirmado en el certificado de defunción emitido por el Servicio Médico Legal, donde de constata “trauma encefálico complicado y compatible con golpes con objetos contundentes”.


“La familia nos ha contactado, pues sospecha de un crimen homofóbico dado que la homosexualidad de José era públicamente conocida en la zona y alguna gente se burlaba de él en razón de su orientación sexual”, sostuvo el Movilh.


El Movilh derivó los antecedentes del caso a la Subsecretaría de Prevención del Delito, de manera que presten orientación legal y psicológica gratuita a la familia, todo con miras a dar con la verdad y alcanzar justicia.