Laicos de Chillán: “No reconocemos al obispo como interlocutor válido"

  • Por: LaDiscusion.cl
  • Fotografía: Mauricio Ulloa

La Red Laical Chillán se constituyó hace casi dos meses para exigir el fin de abusos de poder dentro de la Diócesis de Chillán y convocar a la participación de todos los fieles católicos. Entre otras actividades, han realizado una manifestación en el frontis de la Catedral y un encuentro con los laicos de Osorno. Sin embargo, el sábado pasado el obispo Carlos Pellegrin en la Jornada Reflexiva que organizó en Casa Tabor y a la que no los invitó formalmente, afirmó que “me gustaría conversar con ellos, conocerlos, porque no los conozco”.

La red elaboró una declaración pública en la que sostuvo que “el caso de nuestra Diócesis ha manifestado una débil y contradictoria respuesta de su obispo, que presionado por la opinión pública y los medios de comunicación se ha obligado a entregar información sobre diversos casos de abusos, ignorando hasta la fecha muchos otros que poco a poco comienzan a salir a la luz. Todo abuso sexual esconde una realidad mayor a la cual apuntamos a cambiar, que es la estructura piramidal, jerárquica, de abuso de poder y con nula participación real de los fieles laicos”.

“No reconocemos al obispo renunciado Carlos Pellegrin, como un interlocutor válido hasta que se resuelva su situación”, agregaron.

Además enfatizaron que “desconfiamos del círculo que acompaña al actual obispo, pues intentan dar una imagen de transparencia de la gestión en la Diócesis, haciendo alusión solo a los abusos de tipo sexual conocidos públicamente y obviando los de otro tipo”.

Sobre la Jornada Reflexiva a la que convocó el obispo detallaron que “no contó con un real diálogo, y se desarrolló solo en la cuenta pública de la Comisión de prevención de abusos, con reflexiones dirigidas, momentos de diálogo controlados, que no dio cuenta de los reales problemas”.

“Si no hay confianza en las instituciones de la Iglesia, si esto se va a manejar por ellos, si no se abren espacios confiables, la gente no se va a atrever a hablar. Volvemos al abuso de poder, tenemos una feligresía que está atemorizada”, sostuvo Eduardo Albornoz, vocero de la Red laical.