Desempleo se agrava en Chillán y alcanza un 10,2%

Un aumento de 0,3 puntos porcentuales (pp) en relación al trimestre anterior tuvo el desempleo en Chillán, situándose en 10,2%, experimentando así un crecimiento interanual de 3,6 puntos porcentuales (pp.). 

El resultado interanual de la tasa de desocupación se debió a que el descenso de los ocupados fue más pronunciado que la contracción de la fuerza de trabajo.

La Fuerza de Trabajo se estimó en 94.230 personas, con una tasa de participación de 57,1%. En 2,4% se contrajo la fuerza de trabajo en el análisis interanual, al registrar 2.360 personas menos, y retrocedió en 3,1% respecto al trimestre anterior, resultado de restar 3.020 personas.

El número de ocupados de la ciudad se estimó en 84.640 personas, exhibiendo una contracción de 6,2% comparado con igual trimestre del año anterior, equivalente a 5.560 personas, y disminuyeron en 3.020 personas comparado con el trimestre anterior (3,4%).

La población desocupada totalizó 9.590 personas, registrando 3.200 personas más que lo visualizado en el análisis interanual (50,1%), y mostró una merma trimestral de 0,1%.

Ñuble

En el caso de Ñuble, la tasa de desocupación provincial se ubicó en 7,1%, anotando un crecimiento interanual de 0,7 puntos porcentuales (pp.), y respecto al trimestre anterior disminuyó en 0,2 pp.

La Fuerza de Trabajo estuvo integrada por 227.420 personas, correspondiente al 56,8% de la población en edad de trabajar y no presentó variación en el análisis interanual, y comparado con el trimestre anterior se contrajo en 1,8%, al restar 4.190 personas.

Las ramas de actividad que incidieron mayormente en el retroceso interanual que presentó la ocupación fueron: Agricultura y Pesca, a causa de la salida de 5.140 personas (11,2%); Administración Pública, explicado por el retiro de 4.050 personas de la rama (28,7%); y Alojamiento y Servicio de Comidas, contrayéndose en 29,9%, consecuencia de registrar 2.830 trabajadores menos.

Los sectores económicos con mayor incidencia positiva en la ocupación en doce meses fueron: Comercio, al incorporar 5.050 personas (13,7%); Transporte tras sumar 3.760 personas (36,1%); y Construcción con 1.070 trabajadores adicionales (6,9%).

El descenso que presentó la ocupación en el análisis trimestral obedeció principalmente al retroceso de Industria Manufacturera, que restó 2.750 trabajadores (11,3%); Agricultura y Pesca, con una contracción de 5,5%, correspondiente a 2.370 personas menos; y Alojamiento y Servicio de Comidas, que disminuyó 13,9%, tras el retiro de 1.070 trabajadores.