Ordenan nuevo juicio contra conductor Uber acusado de abuso en Chillán

La Corte de Apelaciones de Chillán acogió el recurso de nulidad interpuesto por el Ministerio Público y ordenó un nuevo juicio en contra de V.M.B.M, en calidad de autor del delito de abuso sexual,ilícito que habría sido perpetrado en junio de 2017, en la capital de Ñuble.

En fallo unánime la Primera Sala del Tribunal de alzada, acogió la acción judicial y ordenó al Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Chillán la realización de un nuevo juicio, con jueces no inhabilitados.

La resolución establece que “examinada la sentencia, es posible constatar que la misma no se hizo cargo para clarificar la dinámica de los hechos, la estrategia que habría utilizado la ofendida, para efectos de disuadir al conductor del móvil, y expuesta en su declaración, en cuanto a indicarle que deseaba volver al lugar de origen en búsqueda de una cartera que se le había olvidado. Ello debió ser materia de su análisis para atribuirle valor o descartar tal elemento de la teoría del caso del Ministerio Público”. 

El texto agregó que “por otra parte, los magistrados, plantean que los dichos de la afectada tendrían aspectos de poca verosimilitud, en lo relativo a la circunstancia de haberse bajado del automóvil llamar por celular a unas amigas y luego volver a subir al mismo, en donde estaba su presunto abusador, en lugar de haber pedido auxilio, no obstante de existir a poca distancia casas según se estableció. En este aspecto, faltó análisis para haber arribado a la antes dicha conclusión”.

El dictamen, el Tribunal añadió que, “en igual sentido, los sentenciadores exponen que las demás pruebas consistentes en los dichos de O.C.L y C.C.J, no desvirtúan las conclusiones anteriores a que llegaron, sin embargo, no hubo en el considerando noveno que recoge tal afirmación, un desarrollo de ideas que permitiera tal aseveración, no obstante que ellos, tuvieron contacto con la afectada cuando vuelve al domicilio donde se había desarrollado la actividad social y pudieron percibir por sus sentidos el estado emocional en el que se encontraba, en aspectos como el de llorar, acostarse en posición fetal, y rechazar el contacto físico cuando se le pregunta que le ha pasado, todo ello requería de un examen previo para poder llegar a descartar que esas declaraciones tuvieran el carácter de irrelevantes. Sólo hay una transcripción de sus declaraciones más no una valoración. La motivación constituye un elemento definitorio de un sistema racional de valoración de la prueba. (…) Que, como consecuencia de lo antes expresado, se concluye que la sentencia transgredió, de la forma explicada, la exigencia legal en comento, configurándose así la causal de nulidad absoluta contenida en el artículo 374 letra e) en relación al artículo 342 letra c) del Código Procesal Penal, por lo que se acogerá dicha causal de nulidad interpuesta por la recurrente”, sostiene el fallo.