Tres accesos tendrá en el futuro la capital regional de Ñuble

Los años de la nueva concesión dependerán del sistema de pago elegido.

Tres accesos tendrá en el futuro la capital regional de Ñuble y cuatro si se considera el que existe en Chillan Viejo, puerta sur de la intercomuna.

Esto será posible una vez que sea licitada la concesión de la carretera 5 Sur entre Talca y Chillán, cuyo contrato está a punto de culminar.

Según informó el ingeniero Daniel Ulloa, representante de la empresa Q Proyect, asesora de Obras Públicas para este contrato, los accesos corresponden a una necesidad de la comunidad.

De hecho, cada una de las obras adicionales del futuro contrato como ingresos, peajes tréboles, pasos sobreniveles, calles de servicios y otros en más de 15 comunas, han sido planteadas en reuniones con las comunidades eventualmente afectadas.

Para informar cada una de las obras de mejoramiento de la ruta el ingeniero presentó ayer un avance con las obras que se pueden ejecutar en la urbe.

Ulloa indicó que en el plan tentativo desarrollado hasta la fecha, y en cuanto a accesos se refiere, se mantendrá el del sector norte de la ciudad, el cual será completamente modificado.

En el lugar, especificó el profesional, se crearán pistas adicionales de viraje y retorno, a los que se sumarán otras de aceleración y de frenado. Adicionalmente, se prefigura una ampliación de giros con lo que el enlace tendrá mayor capacidad.

Nuevos accesos
Según planteó el ingeniero, al portal norte se sumará un ingreso controlado a la ciudad por Parque Lantaño, que es uno de los puntos definidos por el municipio desde hace varios años.

En la zona, además, serán generadas una serie de obras viales con el fin de asegurar conectividad interna y de enlace entre ambos lados de la carretera, que en el futuro estarán pobladas. 

Se sumará un tercer ingreso a la urbe por el sector de Sepúlveda Bustos, en el área de Ultraestación, que tiene un alto desarrollo habitacional.

El profesional, quien entregó antecedentes del plan al Concejo Municipal, precisó que la nueva concesión de la ruta será licitada durante el primer semestre del año 2019 para ser adjudicada en el segundo semestre.

Las inversiones por parte de la empresa que se adjudique el contrato, a 20 años plazo, aproximadamente, serían ejecutadas en al menos seis años.
Por ello, se estima que no antes del año 2025 la ciudad tendrá finalmente nuevos accesos modernos y en condiciones de seguridad.

Otro de los elementos destacados es la necesidad de construir un trébol en las inmediaciones de donde estará el nuevo casino de juegos de Chillán, cerca del peaje que será además un enlace a Coihueco.

El asesor urbano del municipio chillanejo, Nelson Anabalón, dijo que en la intersección con el camino a Nahueltoro no será suficiente un semáforo tal como se postula en la actualidad.

El arquitecto municipal indicó que este proceso de licitación, a diferencia del anterior contrato, será ejecutado con consultas a la ciudad. De hecho ayer se realizó una nueva jornada de participación ciudadana.

El ingeniero de Q Proyect recalcó que mientras no se licite la carretera hay plazo para continuar proponiendo ideas al MOP.

Se espera que en las próximas semanas personeros municipales y concejales se reúnan nuevamente con el fin de conocer detalles del plan y definir nuevas propuestas comunales.