Cobquecura: En el Senama buscan apoyo para adultos mayores

Las estadísticas y estudios realizados en las regiones de Ñuble y Bío Bío, dejaron en evidencia que Cobquecura es la comuna que presenta mayor índice de población de adultos mayores, alcanzando casi un 23 por ciento de la población comunal.

Esta cifra motivó al alcalde Julio Fuentes a viajar a Santiago para reunirse con autoridades del Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama), para plantear iniciativas y proyectos que apuntan a brindarle mejor atención a este grupo etario de la población comunal que cada día va en aumento.

“Dentro de los temas que les planteamos está el estudiar la posibilidad de crear un hogar del Senama para adultos mayores en Cobquecura, lo que en todo caso entendemos que es muy difícil, por el costo que ello implica. Pero de esta conversación surgió la posibilidad de trabajar en conjunto, el municipio con Senama para administrar un recinto con cofinanciamiento conjunto”, dijo el alcalde Fuentes.

“Para lograr esto, debemos primero buscar un recinto donde podamos habilitar una casa hogar, que cuente con las normas que exige un recinto de estas características, con acceso para personas con capacidad reducida o discapacitados, y allí el municipio podría acceder a un subsidio para financiar en parte este hogar. En esta reunión nos entregaron los lineamientos básicos y los requisitos que se exigen, para una vez conseguido el recinto poder habilitarlo y allí el Senama nos podría ayudar en la mantención, por lo que asumimos este desafío que esperamos concretar en un par de años”, afirmó el jefe comunal.

Desafío 
La alta presencia de adultos mayores constituye todo un desafío para la comuna costera de Ñuble. 

“Tener tantos adultos mayores requiere de recursos que no tenemos. Por ejemplo, llegar a sus casas en el campo, donde están postrados, y cubrir sus cuidados especiales se hace más difícil y caro en una comuna rural y pobre como esta”, explicó anteriormente Fuentes al diario La Tercera, donde graficó el fenómeno del envejecimiento en la comuna, afirmando que hay tan pocos niños, que en 10 de sus escuelas hay un solo niño, lo que se traduce en costos fijos que pesan en las arcas municipales.