Serviu fiscaliza el uso de viviendas con subsidio en Ñuble

Funcionarios del Departamento Ñuble del Servicio de Vivienda y Urbanismo (Serviu) han realizado, durante enero y febrero, una serie de inspecciones a las viviendas que entregan mediante los programas de subsidio.

En el caso de encontrase viviendas inhabitadas o arrendadas, el Serviu puede presentar acciones legales con el fin de restituir el beneficio otorgado. Además, existe un plazo de tres meses desde la ceremonia de entrega de llaves para que estas sean habitadas por quien fue beneficiado o por algún familiar declarado en la postulación efectuada.

A la fecha ya se han realizado fiscalizaciones en nueve comunas de la Región de Ñuble. Estas son Quillón, Bulnes, Pinto, Coihueco, San Carlos, Quirihue, San Ignacio, Chillán y Chillán Viejo.

Alejandra Baeza, una de las beneficiarias inspeccionada de la comuna de Coihueco,   respaldó el seguimiento que Serviu realiza a las viviendas y declaró que es “importante, porque quienes postulamos lo hicimos porque de verdad teníamos la necesidad, y hemos visto nosotros mismos, los vecinos, que muchas personas han hecho negocio con sus casas, ya que las arriendan y viven en otros lugares, habiendo gente que tiene la real necesidad de contar con un hogar”.

El jefe (s) del Servicio de Vivienda y Urbanismo, Luciano Valle, informó que seguirán enfocados en poder fiscalizar la mayor cantidad de viviendas. Además invitó a todos quienes sepan de alguien que se encuentra haciendo mal uso de este beneficio a acercarse a las dependencias del servicio y denunciar.