Parte piloto para modernizar los semáforos peatonales

El pasado viernes el municipio de Chillán inició oficialmente la etapa de prueba de lo que será la modernización de la red de semáforos peatonales de la ciudad.

Con la instalación de dos equipos con cuenta regresiva en la intersección de las calles 5 de Abril y Maipón (en el lado norponiente y suroriente), el gobierno comunal busca evaluar de manera real y concreta el funcionamiento del sistema, precisamente en uno de los cruces con mayor flujo de personas de la urbe.

El ingeniero en Transporte y Tránsito de la Dirección de Tránsito de Chillán, Víctor Mascareño, aclaró que la iniciativa servirá para realizar eventuales ajustes que permitan perfeccionar el sistema antes de masificarlo.

“Superadas las pruebas de operación y si el resultado es positivo, se planifica implementar este tipo de lámparas con cuenta regresiva en los cruces semaforizados de la ciudad con alta demanda peatonal”, explicó el funcionario municipal.

Mascareño adelantó que los equipos eventualmente podrían ser instalados en las esquinas de la Plaza de Armas, en las inmediaciones de grandes tiendas y centros comerciales, cerca al Hospital Clínico Herminda Martín, entre otros.

Inclusión
De a poco la Casa Consistorial chillaneja también ha ido respondiendo a las necesidades de los no videntes con la incorporación de alarmas sonoras en la red de semáforos locales.

Víctor Marcareño aseguró que todos los cruces del centro de la ciudad que cuentan con los instrumentos de regulación del tránsito vehicular como del peatonal, tienen incorporado el sistema para guiar con seguridad el desplazamiento de las personas que tienen  algún grado de discapacidad visual.

Mejoras a la red
En la municipalidad entienden que el crecimiento ascendente del parque automotor los obliga a elaborar e implementar planes para mantener regulado el incesante flujo vehicular, sobre todo el que se origina en las horas peak entre marzo y diciembre.

Al respecto, desde la Dirección de Tránsito recalcaron que actualmente existe una planificación para implementar nuevos semáforos en la ciudad, proyectos que se encuentran postulados a financiamiento regional. Se trata de las intersecciones viales  El Roble – Independencia, 5 de Abril – Cocharcas, Avenida Brasil – Constitución, Río Viejo – Diagonal Las Termas y Barcelona – Avenida Andrés Bello.

Próxima implementación
Mientras se espera el aporte monetario que pueda conseguirse desde el Gobierno Regional, en la Casa Consistorial están avanzando en la ejecución de dos iniciativas que se concretarán a corto plazo.

Hace un par de semanas el municipio anunció dos nuevos cruces semaforizados para la ciudad. Se trata de la esquina de las Avenidas Martín Ruiz de Gamboa y Sepúlveda Bustos, para la que se invertirá aproximadamente $45 millones y que permitirá la regulación de la intersección mejorando las condiciones de seguridad en el entorno inmediato al futuro centro cívico Ultraestación, y donde actualmente funciona el Cesfam Ultraestación.  El proyecto se encuentra aprobado por la Unidad Operativa de Control de Tránsito (UOCT) y está listo para ser ejecutado en un plazo máximo de tres meses.

El segundo equipo se instalará en el radio céntrico, calle Constitución con Independencia, también con un monto aproximado $45 millones. Este último semáforo quedará integrado al actual sistema centralizado de semáforos supervisado por la UOCT.